Una conmoción ha causado en Gijón, España, la muerte de un pequeño que fue ocasionada por una escultura de jardín.
Anuncio

Este viernes 6 de mayo de 2022, la población de Gijón, España, quedó conmocionada tras darse a conocer que un niño de ocho años falleció en su domicilio de Mareo. Todo ocurrió cuando dicho chiquillo, quien jugaba con su tía, de nueve años, y su hermano, de diez, recibió el impacto en la cabeza de una estatua de jardín, de unos 20 kilos de peso, aproximadamente, y metro y medio de altura. El pequeño quedó tirado en el césped e inmóvil. 

Para auxiliar al menor, al lugar acudieron dos ambulancias del Servicio de Salud del Principado; sin embargo, el chiquillo ya había perdido la vida. De acuerdo con el reporte médico, el golpe le ocasionó un traumatismo craneoencefálico grave, que derivó en su fallecimiento. La madre de la víctima, María Silva, reconoció que el equipo médico hizo el mejor esfuerzo para ayudar a su hijito. 

"[Se] intentó reanimarlo, pero no fueron capaces", mencionó María Silvia a los medios de comunicación. "Estamos desolados".

También llegaron al lugar patrullas de la Policía Nacional y de la Guardia Civil; las cuales, resguardaron la zona. De acuerdo con la familia del niño, se le había pedido al propietario del inmueble "que retirara las esculturas", pero la convenció de conservarlas. "Estamos en shock", agregó.

Police car
Credit: Getty Images

Por su parte, la pareja de la madre, Carla González, fue la encargada de relatar lo sucedido. "Estaba el hermano mayor, y el pequeñito quiso jugar con su tía de nueve años. En un momento dado fue a coger una hierba para tirársela jugando a su tía y se apoyó un poco en la estatua y le dio en la cabeza", relató. "Es terrible, no puedo decir nada más solo que mi pareja está rota", concluyó.

El cuerpo del menor solo pudo ser retirado hasta que el juez asistió al lugar para proceder con el levantamiento oficial del cuerpo sin vida. De momento, se  desconoce si se tomarán acciones legales contra el propietario de la residencia.