Kache Wallis, de 4 años, fue reportado como desaparecido por sus seres queridos. La policía lo encontró muerto dentro de su baúl de juguetes en su casa en Utah. Los detalles del caso.

Anuncio

Una familia vivió la peor pesadilla cuando desapareció Kache Wallis, de 4 años, de su hogar en Utah, reporta el diario The New York Post. El niño —a quien sus seres queridos llamaban cariñosamente "Bubba"— fue encontrado muerto dentro de su baúl de juguetes en su casa. Según las autoridades, el pequeño murió de asfixia tras quedar encerrado accidentalmente en el baúl.

La abuela del niño dijo que ella lo acostó a dormir en su camita el sábado en la noche, pero que no lo encontró al despertar la siguiente mañana. La policía asegura que no hubo actividad criminal y la muerte del niño fue un accidente. El médico forense confirmó que la muerte fue accidental.

Las autoridades buscaron al pequeño en la casa pero tampoco lo encontraron. Tras buscar en los alrededores de la casa, los oficiales regresaron al hogar y fue cuando encontraron su cuerpo dentro del baúl de juguetes. No se sabe cómo el niño entró y se quedó trabado.

Kache Wallis
Credit: Hurricane City Police Department

Una página de GoFundMe fue creada para recaudar donaciones para cubrir los gastos fúnebres del pequeño y ayudar a la familia en este momento doloroso.

Kache Wallis
Credit: GoFundMe

"Nuestro dulce Bubba murió inesperadamente el domingo, 25 de julio, dejando nuestros corazones rotos y haciéndonos sentir vacíos", dice un mensaje de sus seres queridos. "Kache tenía una sonrisa contagiosa, amaba a todos y era amado por todos. Él era el pegamento que nos unía a todos. No sabemos qué vamos a hacer sin él". Que en paz descanse.