Autoridades cerraron el Central Processing Center de Weslaco, en Texas donde el lunes falleció un niño gutemaltco que estaba enfermo de gripe.

By Mayra Mangal
May 22, 2019 05:35 PM

Las autoridades médicas del Central Processing Center de Weslaco -el principal centro de procesamiento de migrantes de McAllen, en Texas- se vieron forzados a cerrar temporalmente dicho lugar luego de que este lunes se confirmara el fallecimiento de un niño guatemalteco de 16 años, quien fue procesado en dichas instalaciones y que fue diagnosticado con gripe.

“Un niño guatemalteco murió esta mañana en la estación de Weslaco en el Sector del Valle de Río Grande de la frontera de Estados Unidos [con México]”, informaron este lunes portavoces de la Patrulla Fronteriza por medio de un comunicado publicado en redes. “Según reportes iniciales de la Patrulla Fronteriza agentes arrestaron al joven el 13 de mayo por entrada ilegal [al país]. Fue transferido al Centro de Procesamiento de Weslaco el domingo y esperando transferencia por parte de la Oficina de Servicios Humanos y de Salud de la Oficina de Reubicación de Refugiados. Esta mañana fue encontrado inconsciente durante un chequeo”.

“Para evitar que se propague la enfermedad, el Sector del Valle de Río Grande ha cerrado temporalmente las operaciones de aceptación en el [centro] de la CPC”, se aseguró. Las autoridades confirmaron también que en dicho centro -uno de los más concurridos de la frontera sur- han sido diagnosticados 32 casos de influenza y han sido encontrados signos de una enfermedad relacionada con la gripe. Quienes son ingresados ahí permanecen encerrados en jaulas comunales donde están en contacto con decenas de otros migrantes.

El fallecido respondía al nombre de Carlos Gregorio Hernández Vásquez y estuvo detenido durante seis días. El adolescente fue diagnosticado con gripe el domingo pasado y fue trasladado a una comisaría más pequeña de la Patrulla Fronteriza y ahí falleció.

Rigoberta Vasquez, madre del menor fallecido, muestra una foto de su hijo en su hogar en Cubulco, Baja Verapaz, Guatemala, mientras aguarda la repatriación de los restos de su hijo:

Esteban Biba/EPA-EFE/REX/Shutterstock

Este martes las instalaciones del CPC volvieron a reanudar actividades tras la breve cuarentena, según confirma The Washington Post. “Las personas detenidas en el sector del Valle de Río Grande habrían sido llevadas a otros lugares hasta que se resuelva la situación”, se dijo. Por su parte una portavoz de la Patrulla Fronteriza habló sobre la respuesta de la agencia ante la crisis de salud en el centro: “La Patrulla Fronteriza actuó rápidamente para mitigar la propagación de cualquier enfermedad”.

Hernández Vásquez es el quinto niño de origen guatemalteco que fallece desde diciembre luego de permanecer bajo custodia de las autoridades al cruzar la frontera sur. Dos de las víctimas fallecieron a consecuencia de sepsis, uno más murió tras presentar altas temperaturas y el pasado 16 de mayo falleció el cuarto menor, un niño de dos años y medio, cuya causa de muerte no ha sido revelada aún.

 

 

Advertisement


EDIT POST