En lugar de aceptar su destino, la mujer le dijo a los oficiales que prefería morir antes de enfrentarse a una deportación.

Por Carolina Trejos
Febrero 01, 2017
Anuncio

Una mujer chilena intentó suicidarse en el aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York el pasado jueves para evitar enfrentarse a una deportación, según el diario New York Daily News.

La mujer de 66 años, cuyo nombre no fue divulgado, regresaba aparentemente de una visita a Chile cuando fue detenida por agentes de Aduanas y Protección Fronteriza en el aeropuerto por estar en una lista federal de visas vencidas.

Por ello fue trasladada un área de espera donde fue informada de que sería deportada a Chile. En lugar de aceptar la situación, la mujer le dijo a los oficiales que prefería morir antes de enfrentarse a una deportación.

A continuación ingirió una dosis potencialmente letal de 30 píldoras somníferas y relajantes musculares que estaban en su bolso, lo que hizo que perdiera la conciencia.

Los latidos de su corazón y su respiración habían caído “peligrosamente casi llegando a niveles de paro cardiaco ” cuando los agentes de la Autoridad Portuaria John Devins y Dominick Renda corrieron para ayudarla, según el rotativo.

Los agentes suministraron rápidamente a la mujer con una dosis de Narcan, un medicamento que neutraliza principalmente las sobredosis de opioides, que de inmediato la revivió.

También le practicaron los primeros auxilios mientras llegaba una ambulancia, con la que fue trasladada al hospital condición estable.

No está claro cuál es su estado actual, así como su futuro migratorio, ya que las autoridades declinaron hablar del caso.