Una mujer que logró escapar de las garras del asesino en serie Ted Bundy cuenta la pesadilla que vivió.

February 06, 2019 01:27 PM

A sus 62 años, Carol DaRonch aún se afecta emocionalmente al recordar la que ha sido la peor noche de su vida. La mujer, quien hoy vive en Utah, habló con PEOPLE sobre cómo logró escapar de las garras del asesino en serie Ted Bundy. DaRonch fue secuestrada cuando tenía 18 años, hace más de cuatro décadas atrás, por Bundy, uno de los criminales más temidos de la historia. En aquel entonces la joven vivía en Salt Lake City. “Aún me atemoriza”, admite DaRonch, quien un año después de escapar de las garras de Bundy en 1974, testificó en contra de él en su juicio, ayudando a ponerlo tras las rejas.

DaRonch comparte su historia en la serie documental de Netflix Conversations with a Killer: The Ted Bundy Tapes. En una entrevista exclusiva con PEOPLE, DaRonch confiesa: “Me enojaba que él pensara que podía secuestrarme así nada más. Ya yo no podía ser una niñita tímida, tenía que defenderme”.

Bettmann / Getty Images

Bundy se acercó a DaRonch cuando ella era una adolescente en una plaza comercial en Murray mientras ella estaba de compras una noche en 1974. El hombre le mintió para que lo acompañara a su auto Volkswagen, diciendo que él era un policía que estaba investigando un robo en el auto de ella en el estacionamiento. Bundy hasta le enseñó una placa de policía falsa. Según DaRonch ella no se sintió atraída a Bundy, quien se convirtió tras su captura en una figura mediática por su aparente carisma y atractivo físico. DaRonch cuenta que ella solo quería ayudar a un supuesto policía, una figura de autoridad. Cuando ambos ya estaban dentro del carro de él, Bundy intentó ponerle esposas en las muñecas pero no pudo cerrarlas del todo. La joven tampoco se había puesto el cinturón de seguridad, lo cual la ayudó a escapar. Aunque él la amenazó con una pistola y una palanca de metal, ella pudo abrir la puerta del auto y salirse.

Bettmann / Getty Images

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Aunque Bundy intentó golpearla hasta dejarla inconsciente ella logró correr. Ahí fue rescatada por Wilbur y Mary Walsh, una pareja que venía en un auto del lado opuesto de la carretera. La joven aún tenía las esposas colgando y pidió ayuda desesperada. Afortunadamente DaRonch escapó esa noche pero Bundy fue a una escuela secundaria cercana a matar a su próxima víctima, Debra Kent, de 17 años.

DaRonch no dudó en denunciarlo y testificar en el juicio contra Bundy, quien se reporta mató a más de 30 víctimas. “Estaba feliz de hacerlo”, dijo sobre ayudar a ponerlo en la cárcel, donde murió en la silla eléctrica en 1989. “Ese monstruo trató de matarme”.

Tal Vez Te Guste

EDIT POST