La astronauta cubanoamericana Serena Auñón, de 42 años, reveló que llevaría frijoles negros preparados por su familia para su viaje a la estación espacial internacional.

Por Mayra Mangal
Junio 07, 2018
Anuncio

Este miércoles tres astronautas despegaron del Cosmódromo de Baikonur, en Kazajistán, con rumbo a la Estación Espacial Internacional. Como era de esperarse, los pasajeros llevaban un equipo sofisticado y todos los preparativos necesarios para su misión. Pero quien ha destacado entre ellos es la cubanoamericana Serena M. Auñón-Chancellor que entre sus pertenencias se llevó algo que la conectara con su hogar en la tierra: comida cubana preparada por su familia, para que no le entre la nostalgia.

La destacada científica de 42 años fue quien reveló que viajaría con frijoles negros entre sus raciones alimenticias para su viaje al lado de Sergey Prokopyev de Rusia y Alexander Gerst, de Alemania.

“Mi familia me ha preparado platos cubanos (…) llevo frijoles negros”, dijo Auñón en entrevista televisva con Martí Noticias. La astronauta, que es trilingüe y además de inglés habla ruso y español, aseguró que viajar al espacio es “muy emocionante”.

De acuerdo al portal de The Verge, Auñón y sus compañeros remplazaron a otros astronautas que acababan de regresar de la estación internacional el domingo pasado y circularán por la parte baja de la órbita de la tierra.

La destacada científica comenzó a trabajar en la NASA en 2006 como cirujana de vuelo y tres años después fue elegida como astronauta. Se graduó de George Washington University y tiene un doctorado en medicina de la Universidad de Texas Health Science, en Houston.

De acuerdo con Martí Noticias su padre salió de Cuba en 1960 y trabajó como mesero y empleado de un almacén de comida y se graduó de la Universidad George Washington para convertirse en profesor de ingeniería eléctrica. Su madre es norteamericana y se dedica a escribir novelas de misterio que escribe bajo el seudónimo de Maggie Sefton.