La cantante Marger narra cómo fue que sufrió discriminación en Venezuela por ser afrolatina.

Por Carole Joseph and Carole Joseph
Julio 08, 2020
Anuncio

Después del asesinato de George Floyd, la cantante afrolatina Marger decidió alzar su voz en contra de los actos racistas. “Es el momento de ser valiente y hablar de las cosas complicadas. Es como cuando hay un secreto familiar y no se habla de eso”, dijo la venezolana a través de las redes sociales. “Cuando uno no habla de eso, eso se convierte en un tabú y eso pasa con el tema del racismo.  Yo nunca creí necesario hablar de esto”.

Hasta el día de hoy. “George Floyd ha sacado a la superficie un montón de injusticias que siempre habían pasado en muchos lugares”, aseveró la cantante, quien atribuye tanta agresión a la falta de educación. “Los latinos somos una mezcla de culturas y razas. No hay ningún país de Latinoamérica en el que no haya mestizaje, en unos más que otros". Y continúa: "En mi casa [hay] raza negra por parte de mi familia paterna, ya que mi papá es de Trinidad y Tobago”.

Credit: Rodrigo Varela/Getty Images for LARAS

El color canela de su padre y su familia trajeron sufrimiento y vergüenza a la otrora odontóloga. “Por tener un papá negro sufrí discriminación en Venezuela, sufrimos cosas muy duras”, narró con voz entrecortada. “Cuando viajábamos [adentro de] Venezuela, llegábamos a hoteles y nos decían que no había lugar para nosotros”.

Justo esas duras vivencias han hecho que Marger se sienta feliz y satisfecha de lo que es hoy. “Estoy orgullosa de mis raíces y mi historia”, confesó. “Soy parte de una raza y en mí está el poder de ayudar a transformar y sanar heridas del pasado. Decidí ser músico para sanar mi alma y mi corazón”.