Fueron giradas las órdenes de aprehensión contra los tres responsables de haber asesinado a una enfermera en Puerto Rico y cuyo cuerpo fue encontrado en un río.

By Carolina Amézquita Pino
May 16, 2017 06:01 PM

Los tres sospechosos de asesinar en Puerto Rico a la enfermera Maritza Rodríguez González tendrán que acudir ante un juez la semana que viene luego que se encontraran motivos suficientes para ordenar su arresto como responsables de un crimen que ha consternado a la isla.

Guillermo Cummings Irizarry, de 57 años; su hijo Guillermo Cummings Vélez, de 22; y la esposa de este último Yamaris Lugo Rivera, de 29, fueron imputados el pasado viernes de los cargos de “asesinato en primer grado, en común y mutuo acuerdo, y destrucción de evidencia” en relación a la muerte de Rodríguez, cuyo cuerpo fue encontrado la semana pasada en un río del municipio de Hormigueros,

Además, a Cummings Vélez se le agregó el delito de apropiación ilegal, según informó el sargento Julio Matos Gotay, director de la División de Homicidios del CIC de Mayaguez, al diario puertorriqueño Primera Hora.

La jueza María del Pilar Vázquez Muñiz fijo a los acusados una fianza de $1.3 millones a cada uno.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

“Todos los asesinatos son repudiables y trágicos y este es un caso que ha consternado a todo el pueblo de Puerto Rico”, mencionó en un comunicado de prensa la secretaria de Justicia de Puerto Rico, Wanda Vázquez. “La familia de Maritza Rodríguez Morales tiene nuestra solidaridad y apoyo en estos momentos de gran tristeza”.

Las investigaciones policiales apuntan como posible móvil del crimen que la víctima participó en una denuncia de maltrato infantil hacia un menor que más tarde fue retirado del hogar de los acusados.

Rodriguez Morales, que tenía 24 años y era madre de un niño de 5, trabajaba para la compañía Like Family Home Care, subcontratada por la Administración federal de Veteranos.

Advertisement


EDIT POST