Subió a 17 el número de muertos por el hundimiento de un barco tipo "duck boat" en Missouri; había mal tiempo.

Por Mayra Mangal
Julio 20, 2018
Anuncio

Este viernes al mediodía subió a 17 el número de víctimas luego del hundimiento de un vehículo tipo “duck boat” en las aguas de un lago en Missouri.

El incidente ocurrió después de que el vehículo anfibio perteneciente a la compañía Ride the Rucks Branson este jueves por la tarde de un muelle en el lago Table Rock, cercano al condado de Branson.

De pronto, hacia las 6:30 p.m., y casi como de la nada -según reportaron testigos-se desató una tormenta causando un fuerte oleaje con vientos muy fuertes. Hacia las 19:10 el vehículo naufragó.

Según múltiples reportes, el departamento de bomberos del condado de Stone había emitido una alerta ante la posibilidad de tormenta.

A bordo del vehículo viajaban varios menores de edad y videos que circulan por redes sociales muestran cómo el vehículo trataba de abrirse paso entre el fuerte oleaje para volver a la orilla del lago.

“Las olas salieron de la nada” exclamó a CNN Jim Patterson, presidente de Ripley Entertainment, la empresa que administra estos vehículos. Según reportes meteorológicos, la tormenta desencadenó vientos que alcanzaron las 63 millas por hora y a consecuencia de esta, se registraron múltiples daños y árboles caídos.

La estación local KOMU reporta que cuando acaeció la tormenta había dos “duck boats” en el lago y que solo uno de ellos logró volver a tierra firme.

De acuerdo con la cadena CNN, la Guardia Costera continúa el rescate y este viernes un equipo de la Junta de Seguridad Nacional en el Transporte viajará a la zona para investigar los hechos.

Los nombres de las 17 víctimas no han sido revelados aún, sin embargo, se sabe que entre los sobrevivientes se encuentra el conductor del vehículo, quien está hospitalizado. Otras 14 personas más sobrevivieron y siete de ellas tienen heridas de consideración.

Por su parte, el gobernador del estado de Missouri, Mike Parson, aseguró que “no se tienen muchas esperanzas de que haya más sobrevivientes”.