La actriz venezolana ya regresó a su casa, donde ha podido reencontrarse con su hija, a quien dedicó este miércoles unas emotivas palabras tras su polémica participación en La casa de los famosos 2.
Anuncio

Daniella Navarro fue una de las concursantes más polémicas de la segunda edición de La casa de los famosos (Telemundo). Su personalidad explosiva la llevó a protagonizar algunos de los momentos más tensos que se vivieron dentro de las paredes de la casa más famosa de la televisión de habla hispana y por los cuales se convirtió en objeto de fuertes críticas en las redes sociales.

Pero lo que nadie puede cuestionar es su papel como mamá de Uguiella. Con sus defectos y sus virtudes, la actriz venezolana es una mamá guerrera que vela por el bienestar de su pequeña.

Tras tres meses aislada del mundo exterior en México, Daniella ya se encuentra de regreso en Miami, donde pudo reencontrarse por fin en su hogar con la niña de sus ojos, a quien este miércoles quiso dedicar unas emotivas palabras a través de su cuenta de Instagram.

"Ella me cambió la vida, no soy una mamá perfecta ni pretendo fingir serlo, solo soy una mamá guerrera llena de muchos defectos, pero el motor de mi vida tiene nombre y apellido: Uguiella Urbina Navarro", comenzó escribiendo la intérprete de 38 años.

Daniella Navarro
Daniella Navarro y su hija
| Credit: Instagram (x2)

Además de expresar el amor incondicional que siente por ella, Daniella también aprovechó la ocasión para pedirle perdón por si en algún momento llegó a fallarle.

"Te amo hija, perdón si te fallé hija amada, lo único que tienes que entender amada hija es que el amor de tu mami es infinito", aseveró.

La actriz, quien supera el millón de seguidores en Instagram, reconoció que ver a su hija "fue un reinicio de vida" para ella.

"La casa le devolvió a una mamá más guerrera que nunca, una mamá feliz, una mamá con una humildad para reconocer sus desaciertos, pero sobre todo una mamá con una sonrisa genuina. Ella es mi mundo, ella está feliz", expresó.

Daniella también compartió la lección que le dio la pequeña.

"Me dio una lección, me dijo 'mami tú ganaste para mí y los corazones azules' y me dijo 'no llores mamita yo te amo y ya estamos juntas hasta el infinito y más allá'", señaló.