Marjorie de Sousa y su hijo Matías dan la bienvenida a la Navidad cantando juntos "Santa Claus llegó a la ciudad". Todo los detalles sobre su proyecto y su día a día como madre e hijo aquí.
Anuncio
Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

Tras la pandemia, Marjorie de Sousa y su hijo Matías decidieron que le darían a la gente una inyección de felicidad y ternura. ¿Cómo? "Le dije a Mati: '¿Y si grabamos otra canción? Hay que hacer una canción que alegre a la gente'", recuerda la venezolana que hace un año cantó con su retoño una versión del villancico "Mi burrito sabanero". "Me dice: 'Sí, sí'".

Fue así que hicieron dúo en un estudio en México e interpretaron una nueva versión con ritmos de salsa de "Santa Claus llegó a la ciudad". "Esta canción para mi hijo y [para mí]  es unión, es abrazarse, reencontrarse, amarse más", confiesa De Sousa, agregando con una carcajada, "Me dice Mati: '[Para] que la gente sea menos gruñona".

Y más tolerante también. "Fue muy bonito. Al final  [de la canción] hay un mensaje que a Matías se le ocurrió grabar: 'Recuerden no burlarse de los demás, todos somos especiales, no juzgar a los demás'", recalca con voz entrecortada De Sousa, quien orgullosa ensalza la madurez emocional que tiene su primogénito, fruto de su relación con el también actor Julián Gil.

"Lo escuché y empecé a llorar en silencio y... Mati también estaba llorando. Fue un mensaje muy importante porque a veces a todo el mundo se le olvida [que] todos somos especiales. Juzgamos a los demás y no sabemos qué pasa en cada hogar".

Ser empático y muchas otras enseñanzas son las que la rubia ha aprendido junto a su Mati. "Es el mejor compañero que Dios me puso en el camino, el mejor maestro. Agradezco todo en mi vida para poder llegar a mi hijo", dice la artista de 42 años. "Somos de apoyar fundaciones y llevarles comida a animales a un refugio. Donamos alimento a unos tigres. [Me dice:] 'Mami yo quiero ayudar'. Siempre está con ganas de hacer cosas".

No solo para ayudar a los animalitos desprotegidos, también a niños que no han tenido la misma suerte que él. "Fuimos a una casa hogar de niños una Navidad y Matías les da los juguetes en la mano a cada uno de los niños y a los más pequeñitos los invitamos a su cumpleaños", cuenta la orgullosa mamá. "Para él es muy especial compartir con ellos, porque él sabe que por alguna circunstancia son niños que no tienen familia".

Aunque solo tiene 5 años, Matías ya tiene una apretada agenda entre viajar, practicar la equitación, tomar clases de música y acompañar a trabajar a mamá. "Somos muy buenos amigos, somos camaradas. Si yo me tengo que ir de viaje, enseguida es: 'Me quiero ir contigo'. Si puedo pedir el permiso en el colegio me lo llevo. Somos inseparables", narra la actriz. "Le gusta el karate, le encanta pintar, la música, le gustan mucho los caballos".

¿Actor a la vista? "Él dice que no va a ser artista pero que si sale en televisión es porque va a ser el próximo campeón de la Fórmula 1 mexicana, el que va a sustituir a Sergio Michel "Checo" Pérez", dice con una carcajada De Sousa. "Si en mis manos está abrir su panorama y que él pueda desarrollarse en lo que más pueda, que lo haga. Lo voy a apoyar como me apoyaron a mí".

De hecho, el apoyo de su madre Gloria Rivas es vital para la protagonista de telenovelas como La desalmada y Al otro lado del muro; ella ayuda a la rubia cuando está trabajando en foros. "La verdad mi mamá ha sido una pieza clave con nosotros; Mati la adora", asegura la protagonista de El conde, quien además de gozar del amor de su hijo y su madre, también está plena con su relación con el empresario mexicano Vicente Uribe. "Mi corazón está lleno de amor, de calma, de paz, de armonía y de puras cosas bonitas. Me siento muy agradecida".

Y es por eso que la actriz contó en exclusiva a People en Español todos los detalle de su cierre de año en donde, claro, esperará junto con su hijo que Santa Claus llegue a su ciudad. 

Es la segunda canción navideña que cantas con Matías. ¿Cómo surgió la idea de grabar el tema "Santa Claus llegó a la ciudad"?

La Navidad en mi caso y para Matías también es muy importante. Desde que estaba muy bebito la emoción de él cada vez que ve las luces... es la fecha que representa algo muy importante. Decidimos hacer "[Mi] burrito sabanero", la primera canción, porque es un clásico de la Navidad y es muy sonada en mi país. Mati siempre la vivía cantando conmigo. Este año después de todo lo que hemos pasado a nivel de pandemia y todas las cosas que está pasando le dije a Mati: '¿Y si grabamos otra canción? Hay que hacer una canción que alegre a la gente'. Me dice: 'Sí, sí'.

Fue muy bonito. Al final hay un mensaje que a Matías se le ocurrió grabar: 'Recuerden no burlarse de los demás, todos somos especiales, no juzgar a los demás'. Lo escuché y empecé a llorar en silencio y cuando veo que el productor y un amiga que me grabó estaban llorando y luego Mati también estaba llorando. Fue un mensaje muy importante porque a veces a todo el mundo se le olvida [que] todos somos especiales. Juzgamos a los demás y no sabemos qué pasa en cada hogar.

Esta canción para mi hijo y [para mí] es unión, es abrazarse, reencontrarse, amarse más. Me dice Mati: '[Para] que la gente sea menos gruñona'. Al final de todo, el mundo que estamos creando es para [los hijos].

Creo que tenemos que tratar de mejorar todos los días. Hay que agradecer todo lo que somos, todo lo que tenemos.

¿Se grabó en un estudio?

Sí, con Gabriel C, con quien ya hice varias canciones. Fue muy importante hacer esto que es algo que mi hijo se lo va a poder mostrar a sus hijos y a sus nietos. Decidimos invitar [para el video] a su mejores amigos de Miami. Son hijos de mi mejor amiga del colegio en Venezuela. [El video] quedó muy bonito. Le agradezco a todo mi equipo que se la jugó conmigo porque esto fue de un día para el otro. A mi manager, mi publicista, mi estilista —mi maquillista hizo de productor— mi hermano, mi cuñada. Conseguimos un Santa que no sabes qué maravilla. Era la cosa más exacta. Cuando lo vi lo quería abrazar. Todo fue tan bonito, lo grabamos rápido. Es algo con mucho color, muy animado, grabamos [el video en la tienda] The Christmas Palace, en Miami. Espero que les guste. Fue algo maravilloso. 

Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

Por lo que me cuentas, Matías es un niño muy maduro.

Impresionante. Matías es un personaje, él dice que no quiere ser artista. Es el mejor compañero que Dios me puso en el camino, el mejor maestro. Agradezco todo en mi vida para poder llegar a mi hijo. Es lo más maravilloso que me ha pasado. Somos un gran equipo, no porque sea mi hijo… se adapta a todo, se va conmigo a grabar. [El niño me dice:] 'Quiero estar contigo, quiero estar contigo cerca". [Yo] le digo: 'Tengo que ir a trabajar, voy a estar en foro', y me dice: 'No importa, me quedo en el camerino pero te tengo cerca'. Y a veces se va conmigo. 

Somos muy buenos amigos, somos camaradas. Si yo me tengo que ir de viaje, enseguida es: 'Me quiero ir contigo'. Si puedo pedir el permiso en el colegio me lo llevo. Somos inseparables.

Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

Tiene una personalidad muy bonita. Es un niño que entiende mucho, es un niño muy ligero que se lleva con todo el mundo, ayuda. Tiene unos sentimientos hermosos. 

Cada año en esta época nos vamos a una casa hogar y vamos a dar juguetes o alimento y eso para Mati y para mí ha sido muy importante porque tenemos que agradecer todo lo que Dios nos da. Dios ha sido bastante generoso con nuestra familia. ¿De qué forma podemos dar las gracias a Dios? Pues haciendo cosas positivas. 

Ha sido, no sé cómo explicar... ha sido un camino muy fuerte pero a la vez tan hermoso y lo cuento y me dan ganas de llorar. [Digo:] 'Diosito, no puedo decir más que gracias'.  Hay cosas que pasaron en nuestras vidas tan bonitas.

¿Quiere seguir tus pasos?

Él dice que no. Obviamente toma clases de música y es impresionante cómo se aprende las canciones. Lo veo y digo: 'Wow'. Escucha una canción y ya se la sabe. Con los instrumentos es muy bueno y agarra los ritmos de las canciones y los baila tal cual. Le pones rock and roll y un merengue y los baila impresionante.

Él dice que no va a ser artista pero que si sale en televisión es porque va a ser el próximo campeón de la Fórmula 1 mexicana, el que va a sustituir a Sergio Michel "Checo" Pérez" (risas). 

Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

¿Qué es lo que más comparten como madre e hijo?

A nosotros nos encanta viajar. Matías y yo, es comiquísimo, a donde nos digan 'Vamos'. Somos mucho de estar con los animales, [de ayudar] a los perritos de la calle. 

Somos de apoyar fundaciones y llevarles comida a animales a un refugio. Donamos alimento a unos tigres. [Me dice:] 'Mami yo quiero ayudar'. Siempre está con ganas de hacer cosas. 

Fuimos a una casa hogar de niños una Navidad y Matías les da los juguetes en la mano a cada uno de los niños y a los más pequeñitos los invitamos a su cumpleaños. Para él es muy especial compartir con ellos, porque él sabe que por alguna circunstancia son niños que no tienen familia.  

Le gusta el karate, le encanta pintar, la música, le gustan mucho los caballos.

Si en mis manos está abrir su panorama y que él pueda desarrollarse en lo que más pueda, que lo haga. Lo voy a apoyar como me apoyaron a mí.

¿Quién te ayuda cuando estás trabajando? ¿Tu mamá?

Gracias a Dios mi mamá me superayuda. Es muy fuerte dividir todos los tiempos y la verdad es que mi mamá me ha ayudado muchísimo. Sin ella no hubiera podido hacer mis proyectos y hacerme cargo de mi casa. La verdad mi mamá ha sido una pieza clave con nosotros. Mati la adora y ahora que acabo de terminar El conde ella me ayuda con temas del colegio, ir a buscarlo, ir a dejarlo. Si tiene una clase extra, ella lo lleva.

Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

Si veo que yo salgo o tengo un receso, me voy por él. Si me lo puedo llevar al foro conmigo, me lo llevo. Cada noche voy planificando todo.

¿Qué podemos esperar en El conde? ¿Vas a hacer llorar a Ana Brenda?

Te vas a llevar una sorpresa porque este personaje te va a hacer llorar de lo bonito que es; es un personaje noble. Es un personaje que te va a enamorar. El elenco está wow, está impresionante. 

¿En qué proyectos te veremos en el 2023?

En enero voy a Guadalajara a grabar unas cosas. Tengo una propuesta para hacer teatro, hay propuestas para una serie. 

Marjorie de Sousa y su hijo Matías
Credit: Fotógrafo: ÁNGEL RAMOS @angelramoos; Asistente: YOJAIMA RAMOS @yojaima.Ramos; Peinado: Julian Bello @julianhairstudio; Maquillaje: Juan Carlos Sousa @juansousaofficial; Producción: @palomeragroup; PR: Alberto Gómez @mediaconceptspr

¿Cómo está tu corazón?

Mi corazon está lleno de amor, de calma, de paz, de armonía y de puras cosas bonitas. Me siento muy agradecida y muy contenta con Marjorie, con todo lo que he logrado y que a pesar de cualquier cosa, se vuelve a levantar y ahí sigue. La aplaudo y le digo que la amo enormemente.

¿Qué harán para Navidad y Año Nuevo?

Tengo la bendición que después de mucho tiempo voy a tener a mi familia reunida. Estaremos con mi hermano, mis amigos, mi mamá y mi hijo y nos vamos a ir con mi familia.