¡Qué risa! El coreógrafo quiso burlarse de su hija con una inocente broma acerca de la Navidad... ¡Pero le salió el tiro por la culata!

Por Nuria Domenech
Noviembre 10, 2020
Anuncio

Toni Costa compartió en sus redes un divertido video en el que puede verse junto a su hija Alaïa escuchando un serio mensaje referente a la próxima Navidad, en el que según se dice debido al coronavirus, Papá Noel no podría repartir sus regalos, ni siquiera en casa de Adamari López.

“Noticia de último minuto: Fuentes cercanas del Polo Norte informan del comunicado oficial que emitió Santa Claus”, se puede escuchar en el mensaje. “Debido a la contingencia y al COVID-19, no entregará regalos este 2020 debido a que es mayor de 70 años, hipertenso y diabético. Agradece a todos su fieles clientes pero este año se suspenden las entregas en su totalidad, gracias”, finaliza la voz ante el estupor de la niña.

“¿Se lo habrá creido Alaïa?”, preguntó el coreógrafo a sus seguidores.

Y al parecer sí lo creyó, pero la broma en vez de alarmar a su hija, le mostró lo inteligente que es la pequeña… “¿Luego saben que me dijo? No pasa nada papá, podemos comprar los regalos nosotros, les ponemos un papel bonito y de madrugada los ponemos en el árbol sin que nadie se entere, ¿vale papi?”, escribió un tenso papá, añadiendo un carita de smiley agobiado.

Sus seguidores disfrutaron de lo lindo, no sabemos con qué se divirtieron más: si con el simpático video, las caritas de Alaïa a medida que escuchaba el mensaje, las respuesta de la hija de Adamari, ¡o la sorpresa de su papá al escuchar la reacción de la pequeña!

Alaia Toni Costa
Credit: IG Toni Costa

“¡Se nota lo enamorado que estás de tu hija!”, escribió alguien bajo el clip; “¡necesito este audio para mis hijos!”, comentaba alguien más; “¡brillante, Alaïa! Esa es la actitud ante la vida. Siempre hay millones de soluciones. Bendiciones para esa pequeña”, celebró un tercero.

No dudamos un segundo de que Santa llegará a casa de los Costa-López cargadito de regalos hasta las orejas el próximo 25 de diciembre… ¡Tiempo al tiempo!