Melania Trump tomó el relevo de Michelle Obama en el cuidado del huerto de la Casa Blanca.

Por Carolina Amézquita Pino
Septiembre 26, 2017
Anuncio

Durante el mandato presidencial de Barack Obama, su esposa Michelle decidió recuperar la iniciativa de cultivar un huerto en la Casa Blanca, tal como Eleanor Roosevelt hizo en 1943 con su llamado jardín de la victoria en plena Segunda Guerra Mundial.

Ahora, Melania Trump continúa con esa tradición.

“Gracias por venir a ayudar con la cosecha”, dijo la primera dama a los miembros del Club de Niños y Niñas de Washington que asistieron el pasado viernes a una actividad en el huerto presidencial.

Michelle Obama lanzó en el 2010 una campaña para promover la alimentación saludable y el ejercicio entre los jóvenes con el lema Let's Move (Movámonos). Parte de esa iniciativa fue convertir en huerto una parcela del jardín sur de la residencia presidencial.

A poco meses de tener que abandonar la Casa Blanca, Obama expresó su deseo de que los siguientes inquilinos continuaran con esa labor.

Melania parece haber tomado el testigo en esta labor. En el evento de la semana pasada ayudó a sus pequeños visitantes a plantar y cosechar zanahorias, lechugas, coliflores, espinacas, nabos, repollos y berzas.

Para esta actividad, Melania Trump vistió unos jeans en color negro, una camisa roja a cuadros y unos guantes en el mismo tono para hacer juego. También usó lentes oscuros para protegerse del sol. En todo momento, se le vio visiblemente animada de compartir con los pequeños.

El huerto del jardín de la Casa Blanca se puede ver desde la calle por quienes pasen por esa parte de la residencia de la familia presidencial.