Junto a una foto que ha derretido a sus seguidoras, el bailarín ha abierto su corazón y revelado con mucha verdad cómo se siente tras echar la vista atrás.

Anuncio
Toni Costa
Credit: Mezcalent.com

Lo que ves es lo que hay. Así es Toni Costa, directo, sincero y sin filtros. A través de sus redes se ha desnudado (por dentro) y ha compartido su sentir en momentos tanto buenos como más complicados.

Justo cuando se cumple el décimo aniversario de una de las etapas más importantes de su vida, el bailarín español ha publicado un mensaje que ha derretido los corazones de sus seguidores.

Las palabras y la foto elegida para la ocasión viajan a un momento de su pasado en el que todo cambió y transformó el transcurso de su destino.

"Ayer se cumplieron exactamente 10 años de mi llegada a USA, donde he conseguido lo inimaginable en mi vida, no cambiaría absolutamente nada de lo que me ha ocurrido aquí y si volviera 10 años atrás querría vivir lo mismo hasta ahora", escribió.

Un mensaje que engloba todo, lo personal y profesional, desde su exitosa carrera en Mira Quién Baila hasta su preciosa relación con Adamari López, con quien cumplió el sueño de ser el padre de Alaïa.

Adamari Lopez y Toni Costa
Adamari Lopez y Toni Costa en la final de Mira Quién Baila en 2011.

"No hace falta explicar mucho más ya que siempre he estado compartiendo muchísimos momentos especiales y únicos de mi vida", añadía.

Independientemente de quién fuera su pareja, Toni se ha ganado a pulso el reconocimiento que le precede. Trabajador incansable, lo da todo en sus clases, talleres y proyectos profesionales ganándose siempre al público por su entrega y pasión.

Toni Costa y Alaïa
Toni Costa y Alaïa
| Credit: IG/Alaïa

Aquel joven que dejaba su España natal, donde ya era una figura reconocida del baile, es hoy un respetado bailarín en Estados Unidos, además de una figura muy querida en las redes sociales, concretamente en Instagram, donde roza los 2 millones de seguidores.

Con el tiempo ha logrado dejar de ser 'la pareja de' para convertirse en un profesional admirado, un padre ejemplar y un ser humano muy querido.

Muchísimas felicidades, Toni, por estos 10 años llenos de acontecimientos importantes que han hecho de ti quien hoy eres. Gracias por tus bailes y tu sonrisa, siempre presente a pesar de cualquier cosa.