El bailarín compartió una imagen de su niñez que ha dejado a sus seguidores sin palabras. ¡Es la versión masculina de Alaïa!

Por Teresa Aranguez
Mayo 01, 2020
Anuncio

La que ha liado Toni Costa con tan solo una fotografía. Con motivo del Día del Niño se le ha ocurrido publicar una imagen de su infancia y las redes, además de derretirse de tanta ternura, se han revolucionado.

El porqué es simple, Toni y Alaïa son dos gotas de agua. Conforme la pequeña deja de serlo y se hace más grande, el parecido con su padre es más que espectacular. Y si bien tiene el encanto y los ojillos chispeantes de su mami, Adamari López, el físico es Costa en estado puro.

Si no terminan de creérselo, solo tienen que echar un vistazo.

La misma nariz chata, la misma mirada y, sobre todo, la misma sonrisa picarona. Los comentarios al respecto se han multiplicado y el veredicto es unánime: es una calcomanía de papi.

"Hasta hoy, Toni, Alaïa se parecía a su mami", "idéntico a Alaïa", "Alaïa de nene", "igual que su bella hija", "wow, Alaïa en versión masculina", han opinado tan solo algunos.

Claro, dirá Toni, si es mi hija es lógico que se parezca a mí. Lo que pasa es que el parecido es impresionante, sobre todo cuando era tan chiquitín. La imagen entrañable es de su primera comunión, con 9 inocentes añitos. Ha llovido mucho desde entonces, pero nuestro coreógrafo favorito tiene la misma mirada de ilusión y sonrisa encantadora.