La actriz venezolana ha compartido cómo vivió uno de los momentos más duros de su vida cuando sufrió las burlas y el acoso por el acné que padecía.
Anuncio

Ha sido y continua siendo a sus 45 años, uno de los rostros más bellos de las telenovelas. Aunque pasó un tiempo alejada de los focos está de vuelta con interesantes proyectos y más ganas que nunca de seguir trabajando en este medio donde nos enamoró.

En una sincera entrevista con Lourdes Stephen para su canal de Youtube descubrimos, una vez más, la sencillez y humildad detrás de esta gran mujer y actriz. La protagonista de Amas de casa desesperadas no tuvo reparo en responder a todo e incluso hacer una importante revelación sobre su vida: fue víctima de acoso en su adolescencia.

“Vino el acné y vino el bullying“, reconoce de aquella época en la que tenía granos en la cara, en el pecho y la espalda. Eso, sumado a la extrema timidez que padecía le hicieron pasar momentos muy difíciles.

“No fue ese bullying de reírse, fue el de no mirarte a los ojos y sientes que se te alejan un poquito porque les da grima”, recuerda con carita de pena. “Yo fingía que tenía dolor de vientre, de barriga y cualquier cosa para no salir a la calle porque sí me afectaba”, reconoció en esta animada charla.

Gracias a la ayuda de su mamá, su gran apoyo en este y todos los momentos, pudo sobrellevar esta etapa e incluso hacer frente a ese problema físico que le provocó una gran inseguridad. “Mi mamá me metió en un curso de modelaje, cosa que le agradezco, como para que yo me soltara. (Mi madre) me ayudó mucho porque me hizo una dieta más saludable y entonces, como madre, buscando una solución dijo, ‘yo te voy a sanar con mis manos”, recuerda emocionada.

A esa posición de sus manos había que acompañarla de un pensamiento positivo que visualizaba un rostro sano. Una rutina que repitieron cada día y que tuvo los mejores resultados pues Scarlet se convirtió en una auténtica reina de belleza en su Venezuela natal que más tarde nos encandiló con sus papeles en televisión. Gracias por compartir este testimonio tan lleno de motivación.