La actriz Sandra Echevarría se encuentra dentro del grupo de víctimas del fraude de la agencia agencia turística Vía Maroma

Anuncio

El ser una celebridad no te exime de que te sucedan cosas, a veces malas, por cierto. Sandra Echevarría lo ha vivido en sus propias carnes en estos días.

La actriz y cantante mexicana ha sido víctima de un fraude cometido por la agencia turística Vía Maroma. Los medios se hacían eco de esta noticia y ha sido ella misma quien a través de sus redes sociales ha confesado estar dentro de ese grupo de afectados.

“Qué tristeza no poder confiar ni en tus amigos para comprar boletos de avión”, comenzaba su mensaje en Instagram. “Mi familia y yo también fuimos afectados por esta agencia que nos ROBÓ. Espero que la agencia responda y las vendedoras mínimo regresen su comisión y luchen por regresarnos lo que nos robaron”, terminaba el mensaje.

Según testimonios recogidos por Expansió.mx, las tentadoras agencias se anunciaban a través de mensajes por Whatsapp ofreciendo los destinos, tarifas y fechas específicas de pago. La supuesta culpable de este engaño tiene nombre y apellido, se llama Mónica Rabay, y era la encargada de mandar los mensajes telefónicos.

Todo el proceso era por correo electrónico donde se aseguraba que se trataba de una ¡promoción especial'. Además, había tres condiciones para poder disfrutar de este ‘privilegio': solo vendían a amigos y conocidos, en temporada alta debían solicitar los boletos físicos al menos dos meses antes de la fecha de salida y en baja, con un mes. El pago se debía hacer en 24 horas máximo pues supuestamente las ofertas ‘expiraban'.

Lo que se vendía como una oferta de lo más jugosa terminó siendo un castillo en el aire y una estafa en toda regla de la que han sido víctimas muchas personas. La actriz de La querida del Centauro denuncia desde sus redes este caso que ya está en manos de la justicia.