El legendario acordeonista Ramón Ayala está desolado por el fallecimiento de su hermano y baterista del grupo Los Bravos del Norte a causa de la COVID-19

Por Isis Sauceda
Julio 31, 2020
Anuncio

El legendario acordeonista y cantante Ramón Ayala se halla desolado por la muerte el jueves a causa de la COVID-19 de su hermano José Luis Ayala, quien era baterista de la popular agrupación Los Bravos del Norte.

“Se nos fue mi hermanito Güero”, anunció el acordeonista en su cuenta de Instagram. “Pedimos sus oraciones para el consuelo de nuestra familia. Descansa en paz hermanito”.

De acuerdo a fuentes cercanas, el baterista había estado luchando contra la enfermedad desde principios de julio y aparentemente mostraba mejoría. Sin embargo, su hígado se vio afectado por el virus y acabó falleciendo solo en el hospital.

“Todos estamos en shock. Iba realmente bien”, dijo una fuente cercana a la familia a People en Español. “La familia Ayala está devastada, [especialmente] su hijo [de José Luis]. Ramón está devastado”.

Instagram

El hijo del músico, José Luis Wero Ayala Jr., baterista de Grupo La Leyenda, había anunciado la segunda semana de julio que su papá desafortunadamente se había visto afectado por el coronavirus y pedía a sus seguidores orar por su pronta recuperación.

“Normalmente no me gusta hacer este tipo de publicaciones, pero el poder de la oración y la fe de Dios es muy grande”, escribió en su cuenta de Instagram junto a una foto con su papá en el hospital. “Mi papá José Luis Ayala se encuentra en el hospital. Han sido unos días muy difíciles, me imagino que para muchos de ustedes también, ya que esto de la pandemia nos ha afectado a muchos”.

En ese momento, el joven músico reveló que su padre estaba siendo atendido en la sala de urgencias de un hospital en Texas, ya que el centro ya no contaba con más habitaciones disponibles para atender a pacientes de la COVID-19.

“Están llenos los hospitales”, escribió. “Les pido que oren por él para que pronto se recupere”.

José Luis era considerado uno de los mejores bateristas de la música tejana y se le atribuía el haber creado un estilo único que identificaba el sonido del género.

Además, fungía como productor y director musical de la agrupación de su hermano Ramón, Los Bravos del Norte, a la cual se unió en 1978. Su trabajo fue multinominado a varias distinciones y galardonado a través de los años.