El Príncipe William y su esposa Kate Middleton disfrutaron una íntima cena en el pueblo donde se conocieron hace más de una década. Los detalles de su romántica escapada.

Anuncio

El Príncipe William y Kate Middleton disfrutaron una romántica cena en el pueblo donde se conocieron hace más de una década. La pareja está de gira por Escocia y se tomó un descanso de sus compromisos como miembros de la realeza para gozar una noche juntos en el lugar donde se enamoraron. Kate y William se conocieron cuando ambos estudiaban en la universidad de St. Andrews. La pareja —que hoy tiene tres hijos— recién celebró su décimo aniversario de casados.

Cuando eran novios, a menudo eran fotografiados comiendo en Pizza Express. Sin embargo, en esta ocasión escogieron un restaurante más elegante en este mismo pueblo. Si bien sus guardaespaldas estaban sentados cerca, la pareja pudo disfrutar de una cena íntima en una mesa apartada, en una esquina del restaurante Forgan's.

No fue fácil mantener a los curiosos alejados del lugar. Cuando se corrió la voz, una multitud se reunió frente al restaurante. Sin embargo, lograron mantener la calma dentro del restaurante para que la pareja tuviera un poco de privacidad. "La gente los dejó solos", dijo Marc, uno de los managers del local a PEOPLE.

Prince William y Kate Middleton 10th Wedding Anniversary of Duke and Duchess of Cambridge, Kensington Palace, London, UK - 28 Apr 2021
Prince William y Kate Middleton
| Credit: Chris Floyd/Camera Press/Shutterstock

El restaurante Forgan's aún no se había construido cuando Kate y William estudiaban en la universidad de St. Andrews, del 2001 al 2005. Al parecer una antigua amiga universitaria de Kate le recomendó el restaurante. "Ellos fueron muy amables y halagadores cuando se fueron. Esperamos volverlos a ver", añadió Marc a PEOPLE.

The Duke And Duchess Of Cambridge Visit Scotland - Day Six
Credit: Pool/Samir Hussein/WireImage

Kate, de 39 años, y William, de 38, también visitaron la universidad donde nació su historia de amor. "Definitivamente tenían química", dijo a PEOPLE Laura Warshauer, quien estudió en St. Andrews y vivía en el mismo edificio que la pareja cuando eran estudiantes.

Laura recuerda que William y Kate siempre tenían mucho de qué hablar y que su relación siempre fluyó de manera muy natural. Una década después, tienen tres hijos y muchos recuerdos en común, y al parecer la llama del amor sigue encendida.