La organización benéfica británica Population Matters concedió un galardón de $700 a la pareja por tener un reducido número de hijos, algo que ellos consideran contribuye a salvar el planeta de la sobrepoblación.
Anuncio

El príncipe Harry y Meghan Markle fueron premiados nada más y nada menos que por haber traído al mundo solo dos hijos. Pues sí, la organización benéfica británica Population Matters reconoció a los miembros de la familia real por evitar una familia numerosa que contribuya, según ellos, a la superpoblación del planeta.

Harry y Megan recibieron $695 por su "decisión inteligente" y por ser "modelos a seguir para los demás", dijo la organización, de acuerdo a Page Six.

Para la premiación, Population Matters se enfocó en unas declaraciones ofrecidas por Harry a la reconocida doctora Jane Goodall para la revista Vogue en 2019. "Somos la única especie de este planeta que parece pensar que este lugar (la Tierra) nos pertenece y solo a nosotros".

Incluso indicó que luego del nacimiento de su primogénito Archie, veía la crisis climática desde otra perspectiva. "¡Dos, máximo! Pero siempre he pensado: este lugar está prestado. Y, seguramente, siendo tan inteligentes como todos somos, o tan evolucionados como se supone que debemos ser, deberíamos poder dejar algo mejor para la próxima generación".

Según la organización, al decidir y declarar públicamente su intención de limitar su familia a dos hijos, el duque y la duquesa de Sussex están ayudando a asegurar un futuro mejor para sus hijos y constituyen un modelo ejemplar para otras familias.

"Elogiamos al duque y la duquesa por tomar esa brillante decisión y por afirmar que una familia más pequeña también es una familia feliz [...] Tener familias más pequeñas reduce nuestro impacto sobre la Tierra, y da una mejor oportunidad a nuestros hijos, a los hijos de nuestros hijos y a las generaciones futuras de crecer en un planeta sano", dice el comunicado.

Harry y Meghan son padres de Archie, de 2 años, y de la recién nacida Lilibet Diana Dountbatten Windsor, quien llegó al mundo el pasado 4 de junio en el Hospital Santa Bárbara Cottage de Santa Bárbara, California.