Anuncio

Al Príncipe Alberto de Mónaco no le gustó nada la entrevista que ofrecieron el Príncipe Harry y su esposa Meghan Markle a Oprah Winfrey sobre la realeza inglesa. En una rara entrevista con BBC World News, el Príncipe Alberto declaró que no estaba de acuerdo con que los Duques de Sussex ventilaran sus problemas con la familia real en televisión.

"Considero que es muy difícil ponerse en el lugar de otra persona. Puedo entender la presión a la que estaban sometidos" dijo. "Pero creo que este tipo de insatisfacción, este tipo de conversaciones debería producirse cuando menos en la intimidad de la familia. No tiene que ser expuesto en público de esta manera. Me molestó un poco" admitió.

Alberto de Mónaco, de 63 años, criticó a los Duques de Sussex por su decisión de contar su verdad de esta forma. "Puedo ver de dónde proviene en cierta manera, pero creo que no era el foro apropiado para tener este tipo de discusiones", declaró.

Prince Albert of Monaco y Harry and Meghan
Credit: Arnold Jerocki/Getty Images;Samir Hussein/Samir Hussein/WireImage

Meghan y Harry dejaron atrás a la familia real y su vida en Inglaterra para comenzar una nueva vida con su hijo Archie en Estados Unidos. La pareja espera a su primera hija este verano. "Les deseo lo mejor, pero hay muchas dificultades en el mundo y espero que tengan la sabiduría y el juicio para tomar las decisiones adecuadas", añadió Alberto de Mónaco.

La familia real de Inglaterra también reaccionó a la entrevista de Meghan y Harry. El Príncipe William declaró: "No somos una familia racista" tras las declaraciones de Meghan, quien aseguró que había preocupación dentro de la familia real por cómo sería el color de piel de su hijo Archie, ya que la madre de Meghan es negra.

Por su parte, la Reina Isabel II declaró que estos asuntos "se toman muy en serio" y serán discutidos privadamente por la familia. Además aseguró que "Harry, Meghan y Archie siempre serán miembros muy queridos de la familia".