Un hecho inusitado ocurrió en Florida, cuando una mujer, argumentando que debía salvar su vida, debió enfrentarse a un camello que estaba resguardado en un corral.

Por Carolina Amézquita Pino
Septiembre 23, 2019
Anuncio

Una mujer debió tomar medidas extremas para poder salvar su vida y se enfrentó directamente contra un camello. Los hechos ocurrieron en Florida, Estados Unidos, cuando una pareja, que no fue identificada, se detuvo en una parada de camiones cercana a Baton Rouge con el fin de que su perro defecara.

Sin embargo, el animal se metió en un corral donde se localiza un dromedario de nombre Caspar. La fémina ingresó también en aquel espacio para rescatar a su mascota, la cual es sorda. El camello se sentó sobre ella, quien, con el fin de escapar de su captor, le mordió los testículos.

“Mordí sus bolas [testículos] para sacarlo de mí, mordí sus testículos para sacarlo de mí”, dijo la mujer al diario estadounidense Daily News.

De acuerdo con las investigaciones realizadas por la policía local, la pareja fue la encargada de provocar al enorme animal, debido a que arrojaron golosinas a interior de la reja donde se encontraba el camello. Por ello, el can se introdujo en dicho lugar y comenzó a interactuar con el residente; así, que los dueños del perro entraron para, supuestamente, rescatarlo. Fue cuando el primero se sentó sobre la mujer.

“El camello no hizo nada malo”, advirtió, por su parte, el dueño del dromedario. “Ellos fueron los agresivos. El camello estaba haciendo su rutina normal”.

Las autoridades deslindaron a los dueños de dicho animal de cualquier responsabilidad, debido a que se encontraba perfectamente resguardado en el corral; además, hay carteles donde se advierte de su presencia a los visitantes.