Saoirse Kennedy Hill falleció a sus 22 años en el complejo residencial de la familia Kennedy en Cape Cod: sospechan de sobredosis.

By Mayra Mangal
August 02, 2019 01:09 PM

Saoirse Kennedy Hill, nieta del fallecido senador Robert F. Kennedy murió este jueves a los 22 años de edad en el complejo residencial de la familia Kennedy en Cape Cod, Massachusetts. Todo apunta a que la causa del repentino fallecimiento sería una sobredosis, según publica The New York Times.

Según se reveló, paramédicos recibieron una llamada de auxilio desde la casa ubicada en Hyannis Port hacia las 2:30 p.m. de este jueves y trasladaron a una persona al hospital local, según confirmó el teniente de bomberos David Webb.

"A horas tempranas de esta tarde la policía de Barnstable respondió a una emergencia en Merchant Avenue en Hyannis Port por el reporte de una muerte no atendida", declaró a People Tara Miltimore, una de las asistentes del fiscal de distrito de Cape & Islands. "El asunto permanece bajo investigación de la policía de Barnstable y detectives de la policía estatal designado por el Fiscal de Distrito".

En un comunicado de prensa enviado a People la familia Kennedy confirmó la muerte de la jovencita. "Nuestros corazones están destrozados por la trágica pérdida de nuestra adorada Saoirse. Su vida estaba llena de esperanza, promesas y amor. Ella se preocupaba profundamente por sus amigos y su familia, especialmente su mamá Courtney, su padre, Paul, y su madrastra Stephanie y su abuela Ethel".

Facebook

Según se explica, la joven participaba en diversas obras caritativas e incluso sirvió de voluntaria en México para construir viviendas para familias indígenas de bajos recursos. En su adolescencia comenzó a padecer de problemas de depresión que la azotaron hasta el final de sus días.

De hecho, la actual estudiante escribió al respecto hace unos tres años al publicar un ensayo el el diario estudiantil Deerfield Academy donde hablaba sobre el mal que padecía. "Mi depresión echó raíces al principio de mis años de educación media y estará ahí para el resto de mi vida", anotó. "Aunque por lo general fui una niña feliz sufrí episodios de profunda tristeza que se sentían como una enorme roca en mi pecho".

Saoirse era la hija única de Courtney Kennedy Hill, de 62 años, y una de las 11 hijas que tuvo el fallecido senador por el Estado de Nueva York y hermano del también fallecido presidente John F. Kennedy. Su padre es Paul Hill, de 65 años.

La jovencita vivió parte de su niñez en Irlanda, tierra natal de su padre, quien estuvo encarcelado durante 15 años tras ser señalado como presunto responsable de un acto terrorista del Ejército Republicano Irlandés (IRA, por sus siglas en inglés). Posteriormente fue exonerado, según informa The New York Times.

"El mundo es un lugar menos bello hoy", escribió con profunda tristeza su abuela Ethel tras la noticia de su fallecimiento. "Ella iluminó nuestras vidas con su amor, sus estallidos de risa y su espíritu generoso (…) La amaremos y extrañaremos para siempre". Que en paz descanse.

Advertisement