La duquesa de Sussex estuvo acompañada de su mamá y algunos amigos en todo momento, mientras cuidaba del pequeño Archie en Canadá, durante la ausencia del príncipe Harry.

Anuncio

Todos recordamos ese momento en el que nos enteramos, un día después de que los duques de Sussex declararan oficialmente su Megxit, que Meghan Markle había abandonado sola el Reino Unido, el mismo día que Kate Middleton celebró su ultimo cumpleaños, para reunirse con Archie en Canadá. Mientras, Harry se quedaba al frente de la operación salida para lidiar con los miembros de la familia real y ultimar los detalles.

Meghan Markle, Príncipe Harry, Reina Isabel

Una fuente reveló a nuestra angloparlante People que a su regreso a Canadá, la duquesa de Sussex no se encontró sola en una casa vacía:Meghan tuvo a su alrededor a sus amigos y a su mamá mientras Harry estaba aún en Inglaterra”.

Meghan Markle, looks, roland mouret, dress

Ya se sabía que Doria Ragland había pasado tiempo durante el descanso de seis semanas de los Sussex durante la Navidad en la Isla de Vancouver. “Mucha de la fuerza de Meghan le viene de su mamá”, aseguró la fuente.

príncipe Harry príncipe Archie

Trabajadora social e instructora de yoga, la otra abuela del príncipe Archie estuvo efectivamente muy cercana a Meghan y Harry en las semanas previas a la salida de la pareja de la realeza. Desde entonces, está siendo su mejor apoyo.

doria-ragland-meghan-markle-2.jpg

“Tiene cierta dulzura, pero se nota que tiene un corazón fuerte”, aseguró uno de los amigos de la familia real que la conoció en la boda de su hija en mayo de 2018. “Harry también se lleva muy bien con ella. Cualquier mujer que es mamá por primera vez quiere tener cerca a su propia mamá, así que eso está genial”.

Meghan Makle Doria Ragland

En su antiguo blog The Tig, Meghan Markle le dedicó estas dulces palabras a Doria Ragland, con motivo del día de las mamás: “Me mantuvo a salvo. Me enseñó a cuidar de mi cuerpo. Me habló de historia y me enseñó a amar el contacto con la naturaleza. Plantó en mi la semilla para convertirme en una foodie. Me enseñó cómo ser buena hija, no solo entonces, sino también al convertirme en adulta. Me quiere desde hace treinta años de una forma muy cercana”.