El príncipe Harry y Meghan Markle disfrutarán de unos días de luna de miel en un destino que no es el que muchos esperaban. No, no irán a África.

By Lissy De La Rosa
May 29, 2018 01:23 PM

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

El príncipe Harry y Meghan Markle finalmente podrán disfrutar de unos días de luna de miel, tras su boda el sábado 19 de mayo en Windsor, Inglaterra.

Los duques de Sussex, quienes se quedaron en Londres para poder asistir a una celebración en honor al príncipe Charles, a tres días de su enlace matrimonial, escogieron un destino que no es el que muchos esperaban.

No, Harry y Meghan, no irán a África como se especuló en un principio y una fuente habría confirmado a Travel and Leisure un mes antes de la boda real. En aquel momento se dijo que Namibia era un destino que la pareja tenía en la mira. Esto, porque habrían pasado unas semanas en el Continente Africano cuando comenzaban su relación, y es uno de los lugares más significativos para el hijo de Lady Diana, afirman reportes de presa.

No obstante, TMZ informó que la pareja escogió Canadá para pasar unos días románticos de luna de miel. El príncipe y la actriz norteamericana se hospedarán en una cabaña de 6,000 pies cuadrados, Outlook Cabin, del Fairmont Jasper Park Logde de Alberta, Canadá.

Ben STANSALL - WPA Pool/Getty Images

Una fuente de TMZ explicó que el resort ordenó unos equipos y regalos que no tienen normalmente a la mano, para la llegada de la pareja de la realeza británica. No se sabe cuándo llegarán, pero el portal de noticias reveló que tanto la seguridad inglesa como la canadiense estarán trabajando en conjunto. En este resort, considerado parte del paraíso canadiense, se han hospedado lo abuelos de Harry, la reina Isabel II y su esposo. Así como su bisabuela, la reina Isabel y el rey George VI.

Advertisement