El grupo de música norteña Los Tigres del Norte rinde tributo al legendario Johnny Cash al seguirle sus pasos y cantarle a los reclusos de la Prisión Estatal de Folsom, donde también filmaron un documental para Netflix.

By Isis Sauceda / L.A.
September 11, 2019 04:30 PM

Los Tigres del Norte vuelven a hacer historia al convertirse en el primer grupo de música mexicana en pisar la emblemática Prisión Estatal de Folsom, en California, para cantarle a los reclusos, muchos de los cuales jamás saldrán con vida de ese recinto de máxima seguridad.

Después de tramitar permisos y realizar incontables diligencias por más de un año, el legendario grupo norteño pudo pisar el reclusorio donde el cantante Johnny Cash grabó un disco que revivió su carrera musical hace más de 50 años.

Como tributo a su colega —y en un intento por destacar las historias de sus compatriotas y otros latinos encarcelados— el quinteto se reunió con los reclusos en un íntimo y emotivo encuentro que quedó grabado en el documental Los Tigres del Norte At Folsom Prison que se estrenará el 15 de septiembre por Netflix.

“Tenemos que brindar luz a la gente [que vive en] la obscuridad de este lugar”, dijo el líder del grupo, Jorge Hernández, durante la presentación del proyecto. “Es una obligación desde que venimos por primera vez a los Estados Unidos cuando éramos pequeños y que tocamos en la prisión Soledad en el norte de California. Es muy importante para nosotros y se ha quedado en mi mente toda mi vida. Eso es lo que me ha llevado a hacer algo diferente todos los días e intentar hacer una diferencia en las vidas de otra gente”.

Photo by Lance Dawes

Por un espacio de una hora, los reclusos pudieron disfrutar del concierto de los Tigres, grupo que se ha presentado alrededor del mundo. Incluso, hasta bailaron al compás de la música de la agrupación sin restricciones — y algunos corearon los emblemáticos temas de sus ídolos.

“Al mirar los rostros de los presos, te caes, te deprime ver sus caras tristes, sus caras que te reflejan algo muy diferente a lo que vives afuera en la calle”, comentó Eduardo Hernández, saxofonista del grupo. “Se siente como que te quieren abrazar, pero por medidas de seguridad no los dejan. Sus miradas [reflejaban] gracias; no lo decían en palabras, pero [en] sus miradas se sentía que te daban las gracias por estar ahí”.

El documental presenta las historias de varios reclusos, tanto hombres como mujeres, y cómo tomar una mala decisión los sentenció a estar encerrados, algunos incluso cumpliendo cadenas perpetuas. Todos expresaron un deseo común: volver a abrazar a sus familiares.

Photo by Lance Dawes

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

El propósito de este proyecto, según Jorge, es crear conciencia sobre la importancia de mantener a la familia unida como base de la sociedad y brindar a estos reclusos una voz para que no se sientan olvidados.

“Cualquier cosa pequeña que podamos realizar para hacer a alguien feliz, lo vamos a hacer”, concluyó el integrante del grupo que también lanzará el viernes, 13 de septiembre, un disco del concierto grabado dentro de la prisión.

Advertisement


EDIT POST