Tras anunciar que dio positivo al virus y sentirse muy triste por no poder estar con su hija, al siempre ingenioso bailarín se le ocurrió una brillante idea (¡respaldada por Adamari López!).
Anuncio

Todo estaba preparado para que Toni Costa pudiera pasar una hermosa Navidad al lado de su hija Alaïa en la casa donde por taños vivió con ella y Adamari López. Allí, como los padres responsables y unidos que son, tendrían una velada de ensueño con entrega de regalos incluida en la mañana.

Pero no pudo ser. Una fuerza mayor llamada coronavirus irrumpió y el bailarín compartió muy apenado en sus redes que había dado positivo y que por tanto no podría pasar este día con su princesa.

La tristeza se podía ver en sus ojos. La idea era celebrar en familia a pesar de la separación de sus papis para que ella sintiera ese calor de ambos en un festejo tan sumamente especial.

La mente de Toni siempre inquieta y en búsqueda de soluciones, tuvo una brillante idea para que, dentro de la distancia, no se perdiera uno de los momentos más bonitos en la vida de un niño: la apertura de sus regalos de Santa Claus en el día de Navidad.

Toni Costa y Alaïa
Toni Costa y Alaïa
| Credit: IG/Toni Costa

Si bien no pudieron estar juntos de una forma convencional, sí lo hicieron de lo más original, a apenas unos metros. "Vengo de ver cómo Alaïa abre sus regalos de Santa. Les voy a explicar cómo lo hice", confesó en sus redes con la emoción de un niño.

"Ya que el árbol de Navidad está en la sala y hay muchas ventanas, abrimos una ventana y yo desde fuera de la casa pude ver cómo ella abría sus regalos, los disfrutó, se ilusionó, yo le tomé video, foto, y bueno, pues la verdad supercontento", explicó de este mágico momento con su hija.

Antes de las críticas, avisó de que además de su mascarilla, llevaba su escudo de plástico para la cara, mantuvo la distancia y no se acercó a nadie. Todo fue desde la lejanía y por ver la ilusión en los ojos del amor de su vida.

Toni Costa
Toni Costa
| Credit: IG/Toni Costa

Lo más bonito de todo es que ¡se fue vestido con el mismo pijama que Alaïa y Adamari llevaban en la casa mientras abrían los regalitos!

La propia conductora así lo mostró poco después en unas imágenes de lo más entrañables entre madre e hija frente al árbol rebosante de regalos.

"La verdad es que estoy muy feliz, estaba bastante, bastante, bastante afectado por el hecho de perderme la noche de ayer con Alaïa, el día de hoy, que es algo muy significativo en nosotros, esta vez tocó diferente, se pudo hacer rasí y estoy muy contento. Y el pijama lo llevamos los tres, como cada año, no podía faltar", prosiguió Toni con un gran amor.

Preciosa iniciativa de estos papás para hacer feliz a su pequeña. ¡Feliz Navidad para los tres y pronta recuperación para Toni!