Lili Estefan dejó a su hijo Lorenzo en la universidad en California y cuenta cómo supera esta nueva etapa como mamá.

Por Lena Hansen
Agosto 20, 2018
Anuncio

Lili Estefan enfrentó otro gran reto: dejar a su hijo Lorenzo en la universidad en California y regresar sin él a su casa en Miami. La copresentadora de El gordo y la flaca (Univisión), revivió conmovida esa experiencia en el show, contándosela a su colega y amigo Raúl de Molina.“Me fui mal. Me fui en avión y casi regreso en camilla”, bromeó la cubana. “Uno sueña toda la vida con dejar a su hijo en la universidad, uno habla de ese día como que es lo más lejos que uno tiene cuando ellos nacen. El tiempo pasa tan rápido”.

Estefan, quien también es madre de Lina, quien aún está en la escuela secundaria, se mostró visiblemente afectada por la distancia geográfica que ahora la separa de su primogénito. “No quiero ni hablar de esto. No puedo. Es difícil”, confesó. “Eso es lo más difícil, desprenderse, dejarlo volar, hacer sus propias cosas”.

Raúl de Molina también llevará a su hija Mía a la universidad en Washington, D.C la próxima semana. Según ‘La Flaca' se siente más tranquila de saber que su hijo está bien acompañado en California. “Lorencito está con la hija de Alan Tacher. Me ha tocado a Hannah, la hija de Alan Tacher de Despierta América y Lorencito están en el mismo grado, en la misma escuela, todo juntos. Son muy buenos amigos”, reveló Estefan.

La presentadora —quien disfrutó de unas vacaciones con sus hijos en Africa este verano— admitió que esta nueva etapa sin su hijo en casa ha sido difícil. “Yo quería mandar a Mía Bombay en la India para que quedara un poquito más lejos, pero me tocó en Washington”, bromeó De Molina. “Yo no he dormido. Llevo tres días que te lo juro que no he dormido”, concluyó Estefan.