La experiencia que Leticia Calderón vivió tras interpretar a una joven ciega en el melodrama Esmeralda fue determinante en el curso de su vida y carrera.

Por Carolina Amézquita Pino
Julio 15, 2021
Anuncio

Siendo solo una adolescente, Lety Calderón debutó en las telenovelas. A partir de entonces, la actriz no ha parado de trabajar; sin embargo, cuando le llegó la propuesta de protagonizar el melodrama Esmeralda quería rechazarlo, afortunadamente no lo hizo y eso significó algo muy importante a nivel profesional y personal. "Esmeralda es y ha sido una telenovela que me ha dejado muchas satisfacciones y no la quería hacer", reveló al canal TLNovelas

"Empecé muy chiquita a trabajar, a los 14 años, y era una telenovela tras otra, y llega un momento en el que pierdes la dimensión de a dónde, a quienes estás llegando, y de qué manera. En algún momento dije 'ya basta de autógrafos', me dedicaba nada más al trabajo y no veía nada más", agregó. "Cuando tuve la oportunidad de viajar y conocer a los niños invidentes, conocer otros lugares maravillosos y sentir la emoción que les causó conocer a Esmeralda me dieron una cachetada de 'hey, hay mucha gente que está viendo, que te está siguiendo'"

La actriz asegura que haber convivido con niños invidentes a causa de su personaje, que era una jovencita ciega, le ayudó a darse cuenta de la importancia de su trabajo y le regresó la humildad que había perdido.

Leticia Calderón
Credit: mezcalent

"Independientemente de la relación con mis hijos Luciano y Carlos, pero especial con Luciano que tiene Síndrome de Down, pero fue esa conexión con ustedes, por medio de Esmeralda, con los niños y me cambió la vida", confesó. "Nunca más he vuelto a negarme a un autógrafo, a una sonrisa, a olvidarme también que paso por momentos tristes, enojada, de desesperación, de prisa, entonces me detengo mucho a decir 'ustedes [los fanáticos] no tienen la culpa' y no saben por el momento que uno está pasando".

Leticia Calderón ahora sabe que se debe a su público y asegura siempre tendrá un momento amable para ellos. "Ahora pase lo que pase doy el autógrafo, me detengo para platicar, saludarlos y tomarme una foto porque entendí que esta relación artista-público es tan íntima, tan sincera y es cosa que les agradezco muchísimo", concluyó.