La reportera de Despierta América mostró las imágenes del antes y después de su físico y contó los motivos de esta espectacular transformación.

Por Teresa Aranguez
Diciembre 29, 2019
Anuncio

Es una de las caras de la noticia en Despierta América. Pero detrás de la sonrisa de Elyangélica González hay una historia de superación que ella misma ha compartido con sus seguidores a través de sus redes.

La periodista mostraba dos imágenes de su cuerpo, una del pasado y otra del presente. El cambio físico es impresionante pero todo tiene un porqué. Lejos de la frivolidad de una subida o bajada de peso cualquiera, la reportera contó el reto personal que vivió y su esfuerzo por convertirse en la mujer que es hoy.

“¿Alguna vez has visto al pasado? ¿Qué es eso que creíste que nunca cambiaría y que hoy te hace decir: cómo pude pensar así? ¿Qué hay en tu historia que te generó frustración, rabia, impotencia, o que te bajó el autoestima y el ánimo y hoy ya no existe? A mi sí me gusta mirar hacia atrás porque reflexiono y aprendo que nada es permanente”, comienza su emotivo escrito junto a las dos fotografías.

En la primera vemos a una chica con un peso superior al actual, una figura diferente, aunque siempre con la sonrisa como bandera. Sin embargo, esas libras de más le trajeron problemas de salud como la diabetes y esclerosis aórtica que le hicieron tomar una de las decisiones más importantes de su vida, cambiar de hábitos y mejorar su físico, por su bienestar principalmente.

“Y te muestro esta foto para que sepas que eso es así, todo cambia, lo bueno y lo malo. Todo. Así que vive hoy, sonríe, disfruta, ama, define lo que quieres y ve por ello, no te pongas límites, porque no sabes qué pasará mañana. Algo que me encanta de estas fotos es que yo nunca he dejado de sonreír. Realmente no hay una historia heroica de cómo pase de ser una a la otra, pero a mi sí me da felicidad entender que en lugar de ahogarme en un vaso de agua, he decidido resetear mi realidad cada vez que lo he necesitado y eso nunca falla”, concluye el mensaje de esta valiente mujer. ¡Gracias por compartirlo!