El Departmento del Tesoro estadounidense reveló cuál sería el nexo entre el futbolista Rafa Márquez y el cantante Julión Álvarez, acusados de ser testaferros para un narco.

Anuncio

El escándalo por supuesto lavado de dinero en que se ha implicado al cantante mexicano Julión Álvarez y a su compatriota, el futbolista Rafa Márquez, sigue dando mucho de qué hablar.

Luego de que el 9 de agosto el Departamento del Tesoro estadounidense los acusara de ser testaferros de un poderoso narco, el par se ha visto bajo un fuerte escrutinio público. Álvarez ya ha sufrido las consecuencias al salir del programa The Voice Kids (Televisa). Por su parte Márquez reapareció ayer en redes sociales tras agradecer el apoyo de los fans ante la crisis.

Sin embargo, el jueves se dio a conocer el supuesto vínculo entre el intérprete y el aún capitán de la selección mexicana: un jovencito de 15 años que es nieto de un compadre de Joaquín El Chapo Guzmán Loera.

El adolescente en cuestión es Rafael Guzmán, de 15 años, corredor de fórmula 4 en cuyo auto aparece el nombre de Álvarez y Márquez por supuestamente haber patrocinado sus carreras en el pasado.

Según la periodista Bibiana Belsasso de Univision, fue el propio Departamento del Tesoro el que hizo notar el nexo entre ambas celebridades. La dependencia también informó que el piloto es nieto de Raúl Guzmán Ruíz, un narco asesinado en 1962 y que su padre es Raúl Guzmán Enríquez, otro narco que purgó una condena en Estados Unidos.

El portal Zetatijuana.com señala al padre del piloto como un narco que trabajó para el Chapo, y a su abuelo como compadre del peligroso capo actualmente preso en Nueva York.

El jovencito compitió en Europa bajo la escudería de la compañía mexicana Telmex y todavía en enero de este año apareció en redes al lado de Rafa Márquez.

Rafa Márquez y Rafael Guzmán

“El papá de este chavo dice conocer a Rafa Márquez desde mucho tiempo atrás, desde que Rafa Márquez estaba en [el equipo] Atlas”, explicó Belsasso. “El chavo siempre dejó el nombre de Rafa Márquez como símbolo de admiración”.

El contacto con el intérprete de “Qué daría” vino después, cuando Guzmán Enríquez se mudó de vuelta a México y comenzó a buscar al cantante para pedirle que patrocinara las carreras de su hijo. “Empieza a buscar a Julión Alvarez porque eran tapatíos, trabajaban juntos y se conocían del medio”, explicó la periodista.

“Rául Guzmán no está acusado de nada, no lo están siguiendo [los representantes del] Departamento del Tesoro”, recalcó Belsasso. “Lo que están viendo y [que les] brincó que en su coche estuvieron los nombres de sus dos patrocinadores.[Él] podrá seguir con su exitosa carrera [pero] habrá que ver… si le dan seguimiento a este tema”.