La socialité reveló que no aprobó un examen muy importante para seguir adelante con su meta de convertirse en abogada, como su fallecido padre.

Por Isis Sauceda/Los Angeles
Mayo 26, 2021
Anuncio

Kim Kardashian se ha topado con un gran obstáculo en su deseo de convertirse en abogada tras revelar que no aprobó un examen necesario para poder seguir la carrera.

En un avance del próximo episodio de su show de telerrealidad Keeping Up with the Kardashians grabado el año pasado, la exesposa del rapero Kanye West, confesó a sus hermanas Kourtney y Khloé que no pasó por 86 puntos y que no se siente orgullosa de sí misma tras este revés.

"No pasé el preliminar del examen", confesó a sus hermanas. "Si tomas [la carrera de abogado] de la manera que yo lo estoy haciendo, es un programa de cuatro años en vez de uno de tres años. Después de un año, tienes que tomar [el examen] preliminar de la barra. De echo, este es más difícil, según me dicen, que el examen oficial".

Si bien Kim estudió derecho en un college en Los Ángeles, nunca se graduó. Pero California permite presentarse al examen de acceso a la abogacía (bar exam, en inglés) si realiza un aprendizaje de cuatro años en un bufete de abogados, algo que la socialité ha hecho con una firma de San Francisco desde al menos 2019, según People.

Eso sí, hay que pasar primero un examen preliminar, llamado baby bar, que es el que no ha aprobado la también modelo.

Kim Kardashian
Credit: David Livingston/Getty Images

La más famosa del clan Kardashian explicó que recibió una puntuación de 474 de los 560 requeridos para pasar el examen, a pesar de haber estudiado por seis semanas enteras durante la pandemia el año pasado.

"Soy una fracasada", le dijo a quien parece ser su mentora. "No pasar te desmoraliza, te dan ganas de rendirte".

Pero sus hermanas la animaron y le pedieron que no se diera por vencida.

"Siento que nuestro padre estaría verdaderamente orgulloso de ti de todas maneras", le reiteró Kourtney, refiriéndose al famoso abogado Robert Kardashian Sr.

Kim Kardashian
Kim Kardashian
| Credit: Keeping Up with the Kardashians

Kim explicó que se siente decepcionada de sí misma, ya que pasó mucho tiempo alejada de sus hijos estudiando hasta 12 horas al día para prepararse al examen y confesó que no se siente preparada para tomarlo de nuevo.

"Estoy filmando el final de nuestro programa, lo cual será muy emotivo. Tengo todos los cumpleaños bajo el sol, es mi cumpleaños [número] 40. Planifiqué todo este viaje y ya es muy tarde para cancelar. Si me suspenden de nuevo, es como que, ¿cuál es el punto?", dijo. "Siento que llegué al final donde casi sabía todo. Puedo intentarlo o simplemente rendirme".

Desde que anunció su deseo de convertirse en abogada en el 2019, la madre de North, Saint, Chicago y Psalm, ha tenido que balancear su ocupada agenda entre la grabación de su programa próximo a finalizar, sus múltiples negocios y marcas, sus obligaciones con sus hijos y su sorprendente divorcio.

Aún así, no se ha rendido y el mes pasado reiteró a través de una controversial fotografía publicada en sus redes sociales, que continúa estudiando para lograr su meta.