La llamada demuestra que la artista nunca dio permiso a su marido Kanye West que la llamase 'perra' en una canción y esto provoca una nueva guerra de divas.

By Teresa Aranguez
March 25, 2020

Taylor Swift y Kim Kardashian desentierran el hacha de guerra que parecía olvidada desde su duro enfrentamiento en 2016. Tras la salida al mercado del tema “Famous” de Kanye West donde llama ‘perra’ a la joven, la artista se sintió muy indignada porque jamás le dio permiso para tal cosa.

Kim, por aquel entonces, defendió a su marido e incluso mostró partes de esa llamada dejando a Taylor por los suelos. Un asunto que dolió muchísimo a la artista y que le mantuvo alejada un tiempo del medio tras convertirse en el centro de todas las críticas. Sin embargo, casi cuatro años después el famoso audio de la llamada se ha filtrado completo y ha dado la razón a la cantante de “Shake it off”: Kanye jamás le pidió autorización.

Una situación que no deja a Kanye y a Kim demasiado bien y por la que la orgullosa esposa del rapero ha dado la cara acusando de nuevo a Taylor de mentir y usar un momento de crisis tan duro para revivir este tema.

“Está mintiendo”, escribió Kim en uno de sus múltiples mensajes que publicó en su perfil de Twitter en los que dio lujo de detalles de su posición y la de su marido.

Por su parte, Taylor también ha hablado y muy claro en un mensaje en sus redes. “En vez de responder a todos aquellos que me están preguntando cómo me siento por el vídeo que se ha filtrado, demostrando que siempre dije la verdad sobre esa llamada (esa que se grabó de forma ilegal y que alguien editó y manipuló con tal de incriminarme y hacerme pasar a mi, a mi familia y a los fans por un infierno durante cuatro años), deslizad hacia arriba para saber lo que de verdad importa”, escribió.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Los hechos hablan. En esta llamada, que dura alrededor de 25 minutos, Kanye omite a Tayler que le iba a dedicar esa fea palabra. A Taylor tampoco le hizo ninguna gracia que en una de las líneas dijese que él la hizo famosa ya que la joven llevaba dos álbumes millonarios antes de que él lanzara ese tema.

Twitter y sus protagonistas están que arden. Una defiende su verdad por la que hace años todos la criticaron y pocos creyeron y Kim no está dispuesta que su familia quede por los suelos. ¿Acabará aquí la cosa?

Advertisement