La cantante colombiana sorprendió al público de Ciudad de México con la invitación estelar de la exRBD con quien cantó el icónico tema de la banda "Sálvame". Un momento histórico.
Anuncio

Los escenarios del mundo siguen recibiendo a Karol G en su gira multitudinaria. Esta vez la parada era en la Ciudad de México, donde la colombiana ofrecía un concierto que prometía ser inolvidable.

Así lo fue. Además de encandilar a su público con sus éxitos sobre el escenario, la artista hizo un regalo a los allí presentes que jamás olvidarán. Un presente que también significó mucho para ella, quien vio otro gran sueño cumplido.

Con la voz rota de la emoción, Karol G anunció a su invitada estelar para esta noche, uno de sus mayores ídolos musicales y una mujer que también es historia de la música: ¡Anahí!

Visiblemente emocionada, la que fuera una de las integrantes del famoso grupo RBD bajó las escaleras del Arena ante los gritos ensordecedores del público para ser recibida con todo el amor por la intérprete de "Tusa".

Karol G y Anahí
Karol G y Anahí
| Credit: Redes Sociales/Momento del concierto

Ambas interpretaron uno de los temas más reconocidos del famoso grupo, "Sálvame", que removió sentimientos bonitos y puso en pie al público asistente. Un momento que ya forma parte de la historia de la música y al que Karol G quiso dedicar unas palabras muy sentidas.

"Es un momento muy emotivo porque yo soy súper fan y ella estaba muy nerviosa de venir porque decía que no sabía si la gente iba a responder. Yo le dije que este momento iba a ser tan épico que nunca lo iba a repetir", contó de lo más cómplice a sus fans.

Con los ojos empañados de lágrimas, Anahí también se dirigió a su compañera y a ese público que no cesó de aplaudir y gritar. "Hace 11 años no me paraba en un escenario y los nervios son fuertes pero quiero decirles que siempre están en mi corazón y que lo que juntos vivimos y construimos no se olvida nunca ¡son una generación increíble!", dijo con todo el amor.

La feliz mamá de dos volvió a lucir uno de los símbolos que siempre le han representado como artista, la estrella en la frente. Al terminar, ambas artistas lloraron y se abrazaron detrás del escenario al ser conscientes del sueño que acababan de vivir y hacer vivir a los demás.

Al pie del escenario, Anahí se reencontraba con su esposo Manuel Velasco, quien la recibió con un fuerte abrazo y gran orgullo. La emoción fue tan grande que la artista compartió en sus historias que haría un en vivo pronto para hablar de todo lo que sucedió. "No puedo dormir", escribió.