Califican de falsos los rumores de una separación entre la modelo rusa y el ex de Kim Kardashian.

Anuncio

El rapero Kanye West y la modelo Irina Shayk siguen juntos y al parecer más unidos que nunca, tanto que la rusa está molesta por las aparentes mentiras que se han publicado sobre su relación, de acuerdo a People.

Semanas después de que la pareja vacacionara en Francia, donde celebraron el cumpleaños del ex de Kim Kardashian, los encabezados de la revista Page Six aseguraban que los tortolitos habían puesto fin a su romance, pero de acuerdo a una fuente, eso está muy lejos de la realidad.

"Irina está tan molesta por las mentiras sobre ella y Kanye", aseguró una fuente a People.

Tanto que ha pensado en tomar acción legal para poner las cosas claras, según la fuente.

La publicación aseguró que las cosas entre la pareja se enfriaron y que la modelo había rechazado la invitación del cantante para viajar a París a un desfile de modas. Pero la fuente explicó la ausencia de Irina.

"Eso simplemente no es cierto. Kanye fue a París para el show de Balenciaga a apoyar a Demma [Gvasalia]. Estuvo de entrada por salida, solamente por tres horas", explicó la fuente. "Todavía están saliendo [como pareja]".

Irina Shayk and Kanye West
Irina Shayk y Kanye West
| Credit: Daniele Venturelli/WireImage; Brad Barket/Getty Images for Fast Company

Para muestra, un botón. La parejita compartió un momento juntos en San Francisco, CA, donde el rapero estuvo trabajando durante el fin de semana del 4 de julio. Además, la fuente reveló que acordaron tener una relación a larga distancia, tras su viaje a Francia el mes pasado.

"Kanye está bien. Tuvo un gran viaje con Irina en Francia. Ellos tendrán [una relación] a larga distancia. Kanye continuará basado en Los Ángeles. No tiene planes de mudarse a Nueva York. Está muy enfocado en su negocio en Los Ángeles. Le gusta pasar tiempo con Irina y planea verla pronto", aseguró la fuente.

El romance entre Kanye e Irina se da a menos de cinco meses desde que el rapero se separara de su exesposa, Kim Kardashian, con la quien comparte cuatro hijos: North, de 8 años; Saint, de 5; Chicago, de 3; y Psalm, de 2. Por su parte, Irina es padre de una niña de 3 años y medio, fruto de su relación con el actor Bradley Cooper.