Una empresa elevó una petición ante la Corte Suprema usando la obra maestra de Lin-Manuel Miranda como pretexto para defenderse en contra de posibles denuncias.

By Mayra Mangal
March 20, 2019

Una compañía televisiva está señalando a la raza de los actores que interpretan la obra Hamilton en Broadway como la razón que convertiría a la obra maestra de Lin-Manuel Miranda en objeto de demandas por discriminación.

Charter Communications, una empresa operadora de televisión por cable elevó una petición a la Corte Suprema asegurando que el seleccionar a actores afroamericanos en el papel de George Washington -entre otros roles- para la multiplremiada obra la expone a acciones legales en su contra.

Byron Allen, CEO de Entertainment Studios levantó una denuncia en contra de la mencionada empresa en 2016 reclamando que la empresa rehusó transmitir canales de su propiedad por motivos raciales.

La demanda, que exigía $10,000 millones en daños, ha sobrevivido a las peticiones de ser deshechada en el Circuito Noveno de la Corte de Apelaciones del Tribunal Supremo.

Según Charter Studios, sin la demanda procede y Hamilton continúa empleando únicamente a actores negros en ciertos roles, actores de raza blanca podrían levantar demandas en contra de la empresa reclamado discriminación.

Hamilton, de Lin-Manuel Miranda y su elenco integrado por minorías raciales:

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

“[El que la demanda permanezca] permitiría a un actor blanco objetivamente terrible el emprender una acción legal por haberle sido negada la participación en Hamilton aún si otros factores ajenos a la raza brindasen una explicación lo suficientemente obvia de porqué el actor no es bueno para hacer la parte del Padre de la Patria en un cast minoritario”, dijeron los abogados de la empresa en una moción sometida a la corte el 8 de marzo, según informan múltiples fuentes.

“El rechazar a un actor el papel de George Washington no puede convertirse en una violación antidiscriminación (sic) sin perjudicar profundamente la Primera Enmienda de la Constitución”, se dijo.

Dicha provisión del código máximo de la nación protege los derechos a la libertad de religión y a la libertad de expresión sin interferencia del gobierno.

Advertisement