Geraldine Bazán ha hecho un balance de su relación con Gabriel Soto y esto es lo que ha comentado al respecto
Anuncio

A pesar de la tristeza de tener que poner punto y final a su relación con Gabriel Soto, Geraldine Bazán ha preferido quedarse con lo bueno. Así lo ha expresado la actriz a través de una foto en las redes sociales, donde una imagen vale más que mil palabras.

“La mejor parte”, escribió la mexicana de 34 años en su perfil de Instagram junto una preciosa foto en blanco y negro con sus hijas Elisa y Alexa, fruto de su matrimonio con el protagonista de la telenovela Vino el amor.

El actor confirmaba su separación esta semana a través de un comunicado donde asumía que su relación se había fracturado pero que no había terceras personas, a pesar de los rumores. Tales apuntaban a su compañera de reparto Irina Baeva, quien ha sido duramente criticada en redes por supuestamente haber roto el matrimonio.

Sin embargo, las rupturas y crisis de Gabriel y Geraldine vienen de más atrás. En los últimos dos años los rumores de separación han sonado a voces, pero la pareja siempre se reconciliaba y lograba solucionar sus diferencias.

En esta ocasión parece que es definitiva. Ni siquiera sus pequeñas han podido enmendar ese vínculo. Este verano la familia al completo se divertía de lo lindo en su refugio de Acapulco pero poco más a partir de ahí. Geraldine posteó un último mensaje en redes para su esposo en septiembre, deseándole buena suerte en su nuevo proyecto. A partir de ahí, silencio absoluto.

La ruptura parece no tener marcha atrás y, a juzgar por sus últimos posts en redes, ambos han decidido mirar hacia delante por el bien de sus pequeñas. Mucha suerte en esta nueva etapa.