A punto de morir por culpa de una sencilla lipoescultura a los 32 años, el estado de Stephanie Solano todavía preocupa enormemente a sus familiares. Esta es la última información acerca de su salud.

Por Nuria Domenech
Septiembre 03, 2020
Anuncio

La familia de Gelena Solano está viviendo unas semanas muy difíciles. Stephanie, la hermana pequeña de la conductora, se sometió a una lipoescultura en Miami y sufrió un infarto en la mesa de operaciones. Después de estar tres minutos sin oxígeno, lograron revivirla, pero los médicos comunicaron a la familia que podría quedar en estado vegetativo.

IG Gelena Solano

Después de permanecer en coma casi tres semanas, por fin Gelena Solano tuvo la fortuna de poder contar que su hermana había despertado.

IG Gelena Solano

Después de la difícil situación que están atravesando emocionalmente todos sus seres queridos, ya que apenas pueden verla por las medidas restrictivas en los hospitales con motivo de la pandemia, Gelena Solano le confesó ahora a Lili Estefan, con un semblante triste y serio, que la situación de su hermana continúa siendo muy preocupante.

“Hay que seguir orando por ella, no puede mover las piernas, no tiene movimiento en la nuca y mucho menos en las manos. Cuando habla, se escucha un poquito enredado…”, dijo la periodista de forma sombría durante su intervención en El Gordo y La Flaca.

Instagram de Gelena Solano

“Todo es un proceso, físico, mental… Se va a necesitar definitivamente un centro de rehabilitación y lo que estamos esperando ahora es que la transfieran de Miami a la ciudad de Nueva York, para que ella finalmente pueda estar con su familia, porque ahora no me permiten verla, a ninguno de nosotros”, aseguró compungida.

Instagram de Gelena Solano

Después de recordar que ella advirtió “mil veces” a su hermana que no se hiciera la intervención, ella “no me hizo caso, inclusive hasta me insultó y dijo que sí, que es lo que ella quería hacerse. Cabe mencionar que el bullying tuvo mucho que ver con eso. Ella tuvo una relación un poquito tormentosa y a cada rato le decían gorda. Ella pues simplemente quiso verse más bella y se fue a hacerse la lipoescultura pese a que nosotros no estábamos de acuerdo y se fue sola a hacerse esa operación”.

Esperamos que Stephanie tenga una rápida recuperación y enviamos desde aquí un fuerte abrazo a la familia Solano.