El presidente arremetió contra la comediante por una foto que publicó sosteniendo lo que parecía ser su cabeza decapitada; Griffin emitió una profusa disculpa.

Por Mayra Mangal
Mayo 31, 2017
Anuncio

El presidente Donald Tump recurrió esta mañana para arremeter contra la comediante Kathy Griffin en Twitter por publicar una foto donde aparece ella con una cabeza de maninquí decapitada y ensangrentada en la mano, significando la cabeza del presidente.

La gracia, asegura el mandatario, es “enferma” y ha traumatizado a su hijo, Barron, quien al parecer ha visto la impresionante foto.

“Kathy Griffin debería estar avergonzada de sí misma. Mis hijos, especialmente mi hijo de 11 años, Barron, quedaron muy impactados con esto”, dijo el presidente. “Qué enfermo”.

Desde su aparición, la foto causó incomodidad, siendo denunciada en redes sociales por figuras como Chelsea Clinton -la hija del expresidente Bill Clinton– y el hijo mayor del presidente, Donald Trump Jr.

Anderson Cooper, compañero de Griffin en el tradicional especial de año nuevo de la cadena CNN, también se unió al coro de denuncias anunciado por Twitter que estaba lívido por la foto de Griffin. “Para que lo sepan. Estoy horrorizado por la foto en la que participó Kathy Griffin”, dijo. “Es claramente desagradable y completamente inapropiada”.

Por su parte, la comediante recurrió prontamente a su cuenta de Twitter para emitir una sincera disculpa, ante el apoyo de algunos, pero bajo intensas críticas: “Soy una comediante (…) lo siento, fui demasiado lejos, me equivoqué”, dijo la comediante de 56 años en un mensaje colgado la noche de este martes. “Fui demasiado lejos. La imagen es demasiado perturbadora. Entiendo cómo puede ofender a la gente, no fue graciosa”.