Fernanda Castillo aseguró que realmente fue un reto para ella el subir 12 kilos

By Nohelia Castro
July 16, 2018 09:42 AM

 

Fernanda Castillo aseguró que realmente fue un reto para ella el subir 12 kilos para dar vida a un personaje en una película que terminó de rodar en Chile, y tuvo algunas consecuencias no muy favorables.

“Tuve que subir muy rápido, me sentía muy cansada, me empezaron a doler las rodillas del sobrepeso. No estaba acostumbrada a muchos alimentos, entonces no me sentía muy bien y ahora me toca además bajarlos, que ya voy como a la mitad más o menos del proceso, pero me siento muy orgullosa de haberme puesto el reto”, dijo en entrevista con MezcalTV. “Yo siempre he dicho que mi cuerpo es una herramienta para mis personajes, si no lo hacía, iba a quedar un poquito mal conmigo misma. Quedé la verdad muy contenta del riesgo que tomé”.

Y el primero en darle apoyo y motivación durante este proceso fue su novio Erik Hayser.

“Erik me decía que me veía muy hermosa con todos los kilos encima, si te digo que tengo un ángel, ¡qué le hago!, es un hombre maravilloso. Siempre me hizo sentir segura, siempre me hizo sentir que me admiraba por lo que estaba haciendo para un personaje”.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Fernanda próximamente estrenará la cinta Ya veremos, donde comparte créditos con Mauricio Ochmann y Erik Hayser.

“Es una pareja de divorciados, que su hijo está pasando por un momento difícil y quiere hacer un grupo de cosas, pero quiere hacer una cosa con los dos y en este viaje que se aventuran con él se podrían reencontrar. Fue increíble trabajar con Mauricio, llevo muchos años trabajando con él en diferentes cosas, pero compartir esta historia con él, Erik también está, salió de mi otra pareja, lo cual está muy bien”, dijo.

En la película, Fernanda tuvo una probadita de lo que es ser mamá y se quedó con un buen aprendizaje.

“Emiliano [Aramayo, su hijo en la cinta] nos cobraba cinco pesos por cada grosería que se dijera en el set y yo terminé pagando una gran cantidad de mi sueldo, tengo que decirlo; entonces aprendí que cuando uno es mamá hay que negociar, y bueno, me queda de aprendizaje para el futuro”.

Advertisement


EDIT POST