Para Erik Rubín fue una afortunado acontecimiento haber tenido una furtiva relación con Salma Hayek.

Por Carolina Amézquita Pino
Marzo 03, 2021
Anuncio

Es bien conocido que Erik Rubín tiene un matrimonio sólido con Andrea Legarreta y que mantienen desde hace dos décadas. Sin embargo, antes de comprometerse y hacer una familia, el cantante fue conocido por tener romances con diversas figuras del espectáculo. Ahora, revela un romance fugaz con una famosa estrella internacional.

"Una vez, estaba en estado marihuano y me cayó un bizcochito muy famoso, que ahorita está [en la cima]… bueno, les voy a decir", comentó Rubín al YouTuber El Escorpión Dorado en su programa "Al Volante". "Además fue un amorío muy bonito de realmente una noche, ella no tenía compromisos ni yo tampoco. Salma [Hayek] es increíble. La quiero, la adoro y nunca más la volví a ver".

El furtivo encuentro se llevó a cabo cuando la protagonista de la película Frida tenía algunos años viviendo en Los Ángeles, California, para lograr hacerse de un nombre en Hollywood. Al mismo tiempo, el exTimbiriche estaba desarrollando proyectos musicales en dicha ciudad. "[Fue] después de las novelas. [Salma Hayek] se fue mucho tiempo a Los Angeles buscando [oportunidades] y yo [estaba grabando un disco]. [El encuentro] estuvo bien padre", relató.

Salma Hayek y Erik Rubin
Credit: Jemal Countess/FilmMagic; Mezcalent.com

"Andrea Legarreta era una persona transparente",

Erik Rubín

El intérprete de "Príncesa tibetana" también reveló que mantuvo otros romances con Angélica Rivera y Thalía. También dio a conocer que estuvo involucrado sentimentalmente y al mismo tiempo con Paulina Rubio y Alejandra Guzmán. Pese a todos sus noviazgos, confesó que cuando conoció a Andrea Legarreta hubo tal conexión que estaba decidido a pedirle matrimonio  a solo tres meses de iniciado el romance; al final, tuvo que esperar unos meses más.

"Me di cuenta que no me iba a encontrar con nadie más; que [Andrea Legarreta] era una persona transparente porque además me contó toda su vida, se abrió de capa conmigo", mencionó. "Seis meses para que nos casáramos y a los tres se lo hubiera dado, nada más que el anillo no estaba".