El esposo de Rosie Rivera confiesa que se dejó llevar por la competencia en La Voz.

By Isis Sauceda / L.A.
April 19, 2019 03:23 PM

Abel Flores llegó a la recta final de La Voz US y este domingo descubrirá si su talento convence al público y a los jueces y se convierte en ganador de la reñida competencia musical, donde ha sido ovacionado por grandes artistas. Se lleve o no el trofeo, el esposo de Rosie Rivera está más que satisfecho por la oportunidad de haber podido llevar su mensaje de amor hacia Dios.

“Si me voy a hacer famoso por algo, quiero ser famoso por amar a Dios y por amar a mi familia o más que nada por amar a mi mujer”, dijo a PEOPLE EN ESPAÑOL. “Soy un hombre que sinceramente ama a Dios y un hombre que quiere hacer todo lo posible por llevar a la gente a ese mundo y conocer ese amor”.

No obstante, el cantante admite que hubo un momento cuando la adrenalina de la competencia lo consumió y se olvidó de la razón por la cual había entrado al concurso.

“Antes de llegar a La Voz estuve preparado espiritualmente. Al entrar me recuerdo que había muchas emociones y en cierto modo caí en el juego de lo que es la competencia y comencé a dejar mi esencia de quien soy yo como artista, pero inmediatamente los productores, más que nada el director de música se sentó conmigo y me dijo: ‘no dejes que este juego te gane o te lleve por otro lado. Cada vez que te subas tienes que enseñarle al mundo quien es Abel porque si eres falso se nota’”, recordó.

Flores asegura que desde entonces ha dejado su esencia en el escenario, siempre de la mano de su esposa a quien le dedicó casi todas las canciones que interpretó.

“Mi esposa es como una roca. Ella y yo es todo lo que necesito en mi vida. Sé que ella y su familia son muy famosos, pero yo estoy enamorado de Rosie, no de Rosie Rivera ni la fama que [tiene], sino de la mujer que es mi porrista, que me apoya, que me levanta cuando estoy abajo, cuando pienso mal de mi o cuando mi inseguridad me toma, ella me hace despertar y me hace [darme cuenta] la grandeza que hay dentro de mi. Si no fuera por ella, no creo que estuviera aquí en La Voz. Ella me motiva, es mi roca, es mi musa. Esa inspiración que me da, me inspira a ser mejor hombre cada día. No sería el mismo hombre sin mi esposa”, comentó.

Dos canciones que le hubiese gustado cantar durante la competencia son “Amor sin condición” — su primer sencillo como cantante profesional — y “Te vi venir”, de Sin Bandera dedicada a su hija Samantha Chay.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Por ahora, se la cantará en privado y se prepara para lanzar su próximo disco de canciones inéditas.

“Gane o no gane, la Gloria va a ser para Dios. Sé que este mundo ya está listo para mi y los he enamorado de cierto modo. Creo que están listos para recibir lo que viene de Abel”, puntualizó.

La final del programa se transmitirá este domingo 21 de abril por Telemundo.

Advertisement


EDIT POST