La medio hermana de Meghan Markle, Samantha, intenta pasar al palacio real pero es expulsada por la seguridad

October 07, 2018 01:56 PM

Cuando parecía que la familia de Meghan Markle se había tomado un respiro en esto de dar declaraciones escandalosas a la prensa, un nuevo acto pone en la palestra a la duquesa de Sussex. En esta ocasión ha sido su medio hermana, Samantha Markle quien ha protagonizado un nuevo capítulo de terror.

La mujer llegaba acompañada de su pareja y en silla de ruedas al palacio de Buckingham debido a su padecimiento de esclerosis múltiple. Se presentó sin invitación pero con la intención de poder pasar. Un objetivo que no fue cumplido ya que la seguridad no se lo permitió.

Se han recogido imágenes del momento en el que Samantha llega y hace todo lo posible por entrar, incluso discutir con los guardias. De sobra es conocida la enemistad de la mujer con su hermana, sus declaraciones no precisamente buenas sobre ella la han convertido en persona non grata para palacio.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Molesta con el rechazo, Samantha se dispuso a hacer algo más frente a las cámaras. En su posesión tenía unas máscaras compradas en una tienda de souvenirs con las caras de Meghan y Harry, las cuales se puso no sabemos si en modo de protesta o para burlarse un poco más.

Si lo que buscaba era volver a ser noticia, lo consiguió. Todos los tabloides hablan de ella y de esta visita sin sentido en busca de su hermana odiada contra la que ha lanzado acusaciones de todo tipo. Fría, cruel y descorazonada son algunos de los adjetivos que le ha regalado Samantha a su hermana por parte de padre.

Según el periódico The Mirror, principal narrador de la noticia, la casa real estaba informada de la posible visita y comportamiento agresivo de la mujer y por lo tanto andaban alerta. Antes de marcharse la hermana mayor dejó a Meghan una nota que entregó a los vigilantes para que se la dieran.

¿Cómo le habrá sentado a la duquesa este acto tan surrealista?

Tal Vez Te Guste

EDIT POST