La actriz mexicana rememoró a través de su canal de YouTube la difícil experiencia que vivió cuando le aplicaron la ley del hielo en uno de sus trabajos en televisión.

Anuncio

Así como se ha divertido como niña pequeña en muchos proyectos, Angélica Vale también ha tenido experiencias nada agradables en el terreno profesional. La que fuera protagonista de la exitosa telenovela La fea más bella rememoró recientemente a través de su canal de YouTube el difícil momento que vivió cuando le aplicaron la ley del hielo en uno de sus trabajos.

"Llegaba yo al camerino y nadie me hablaba, ni hola me decían", se sinceró la reconocida actriz mexicana sin especificar con quiénes o en qué proyecto vivió esa amarga experiencia.

La primogénita de Angélica María reconoció que le 'chocaba' mucho ir a trabajar ya que la trataban 'remal' y no la dejaban nacer 'nada', lo que convirtió la experiencia en una pesadilla.

"Me preguntaban: '¿Estás cómoda en tu trabajo?' Y yo decía: 'No, me choca venir'. ¿Cómo iba yo a estar cómoda? Y entonces ellos se enojaban de que yo decía que no estaba cómoda y no estaba contenta en el trabajo, ¿pero cómo iba a estar contenta si me trataban remal, si me hacían jetas, si no me dejaban hacer nada? No, no, horrible", se sinceró la también comediante.

Vale, que tiene más de 125 mil suscriptores en su canal de YouTube, compartió que "todas esas personas que fueron conmigo así después cuando se me dio lo de La parodia me felicitaban mucho, ahora sí estás contenta, ahora sí estás feliz". "Y yo les decía: 'Ahora sí, porque ahora sí estoy haciendo lo que me gusta, estoy en un programa en el que puedo imitar, en el que puedo echar relajo", señaló la esposa de Otto Padrón y mamá de Angélica y Daniel.

Aunque en este caso no fue por el ambiente de trabajo, la actriz admitió que su paso por el exitoso programa La parodia, especialmente al final, no fue como ella hubiera deseado.

"Más que envidias y problemas ahí, lo que pasó fue que sí, desgraciadamente estamos en una carrera donde los hombres siguen manejando todo, entonces llegaba un momento en el que yo ya, que fue lo que pasó, al final de La parodia, yo ya decía: 'Ya nomás imito a Verónica Castro'. Está padrísimo, pero ya llevaba 5 años imitando a Verónica Castro…'", se sinceró.