Andrea Legarreta mostró públicamente su rechazo ante los abusos y atropellos cometidos por personas que están aprovechando el caos por la pandemia del COVID-19.

Por Carolina Amézquita Pino
Abril 09, 2020
Anuncio

La pandemia por coronavirus se extiende con mayor fuerza en todos los continentes del mundo. Muchos han aprovechado el caos y la contingencia para cometer abusos. Ante esta situación, Andrea Legarreta alzó la voz y estalló contra todos aquellos que están siendo arbitrarios ante la crisis.

“Este video lo estoy haciendo para compartir con ustedes mi enojo, mi frustración, mi decepción”, advirtió Legarreta en un mensaje que dio a conocer en su cuenta de Instagram. “Porque es una pena, es una tristeza saber que hay unos mexicanos abusivos que son verdaderamente ¡una basura! y que están aprovechándose de una situación tan fuerte y tan dolorosa en este país [como la pandemia de COVID-19]”.

De acuerdo con la conductora de televisión, se están cometiendo atropellos en la venta de material de protección contra el contagio; tal como ella, personalmente, ha podido constatar.

“Es increíble ver que nosotros, un grupo de personas, estamos tratando de reunir material para que nuestros doctores, nuestras doctoras, enfermeros, enfermeras y el personal que trabaja en los hospitales públicos puedan estar bien protegidos mientras ejercen su labor”, explicó. “Es increíble ver que no es día a día, es hora tras hora, esta mierda de gente se dedica a subir los costos de todo: de cubrebocas, de guantes, de batas, del overol de protección que necesitan, de los goggles”.

Andrea Legarreta les envío a todas esas personas un mensaje fuerte, claro y directo.

“Quiero decirles que este tipo de abuso y este tipo de falta de humanidad se regresa. De verdad es una decepción saber que hay tipos que lucran de esta manera y que abusan de esta manera del dolor y de las necesidades de la gente de nuestro país”, enfatizó. “Deseo de corazón que jamás sus familiares o ustedes tengan esta necesidad, desesperada, y se encuentren con basuras como ustedes ¡no se vale!”.