Una sorpresa resultó que Alex Ibarra diera a conocer que padece una importante enfermedad conocida como Disfonía espasmódica, cuya afección es directamente al habla porque afecta las cuerdas vocales.

Por Carolina Amézquita Pino
Febrero 15, 2018
Anuncio

Una sorpresa resultó que Alex Ibarra diera a conocer que padece una importante enfermedad conocida como disfonia espasmódica, cuya afección es directamente al habla porque afecta las cuerdas vocales. Y si bien, no es mortal, ocasiona graves conflictos en la vida diaria del paciente.

“La disfonia espasmódica no es una enfermedad ni mortal, [pero] se puede controlar”, explicó Ibarra a los medios de comunicación. “Se puede controlar. Se controla a través el botox en las cuerdas vocales”.

Sin embargo, no es un asunto sencillo porque este “es un tratamiento de por vida” que requiere de cuidados porque con el tiempo el cuerpo genera resistencia al botox lo cual impide su adecuado funcionamiento.

“Cuando vas a hacer un proyecto tienes que calcularle el tiempo de la inyección a que empieces a grabar porque las cuerdas vocales se paralizan tanto que no chocan entre sí. Al no chocar entre sí, no emiten sonido”, agregó.

Sin embargo, el actor aseguró que se encuentra mejor.

“Ahorita, por ejemplo, ya estoy a un 90 por ciento de recuperación, pero no tengo espasmos. Puedo hablar fluidamente cuando tengo espasmos, tengo esta situación [se traba al hablar o tartamudea en exceso], que es lo que realmente pasa. Entonces, me encuentro muy bien”.

Esta enfermedad “catalogada rara”, fue detectada en Alex Ibarra cuando tenía entre 18 0 19 años de edad y vivirá con ella por siempre. Los padecimientos no son controlables, por lo tanto, pueden manifestarse en cualquier momento.

“Es un tratamiento de por vida, pero repito no es mortal. La disfonía espasmódica es del diario, no es de hoy sí y mañana no”, advirtió. “Te puede pasar frente a una cámara, te puede pasar en un estreno o te puede pasar en un camastro tomándote una chela”.