La carismática conductora puertorriqueña se ha convertido en la reina indiscutible de los reels de Instagram, mismos que han dado mucho de qué hablar en las redes sociales.
Anuncio

Con varios videos que superan el millón de visualizaciones, Adamari López se ha convertido, sin duda, en la reina absoluta de los reels de Instagram.

A través de estos videos cortos en los que el humor siempre está presente, la carismática conductora puertorriqueña ha podido dar rienda suelta a su faceta como actriz mientras entretiene y logra sacar una sonrisa a sus incondicionales seguidores.

Algunas personas, sin embargo, han visto en sus reels una lluvia de indirectas y pullas relacionadas con su separación del bailarín español Toni Costa debido a los audios que usa, como 'yo te lo regalo, llévatelo lejos, él es mala suerte y yo no lo quiero" o "Ni celosa ni envidiosa, porque eso ya fue mío y vuelve a ser mío si me da la gana". Lo que la ha llevado a acaparar titulares en los diferentes medios de comunicación.

Consciente del revuelo que han generado algunos de sus reels, Adamari quiso aclarar en una reciente entrevista para el programa de televisión dominicano Noches de luz, donde también reconoció que se separó de Toni estando enamorada, que nada de lo que comparte a través de las redes sociales es "mandándole una indirecta a alguien".

"Es para divertirse uno, pero también para divertir a los demás. Nada es para tomárselo tan en serio. Nada es una pullita para nadie, es simplemente hacer contenido que divierta a la gente", dejó claró la que fuera actriz de exitosas telenovelas como Gata salvaje y Amigas y rivales.

"Muchas de las cosas están en tendencia, la mayoría de las cosas, el 99.9% es un contenido que ya está creado, que yo simplemente agarro de otra plataforma porque me gustó […] y lo hago para divertirme, no para ofender a nadie", explicó.

"Creo que un solo reel he hecho yo con mi propia voz, todos los reels que hago los hago con cosas que hay en las redes sociales que son tendencia y que son divertidas", recalcó.

Y es que Adamari parece tenerlo claro: "Las redes sociales son para divertirse, no es para atacar, no es para señalar".