Sufrimiento, dolor, malestar... La conductora compartió los momentos menos agradables de sus severas sesiones de ejercicio para estar en forma y bajar de peso.

Por Teresa Aranguez
Junio 10, 2020
Anuncio

Decidida a dar un cambio importante en su vida, Adamari López ha incorporado en su rutina el hacer ejercicio. Además de bailar en las clases de su amado Toni Costa, se encuentra metida de lleno en un reto junto a su entrenador físico, unas sesiones que son de todo menos suaves.

El nivel de exigencia es brutal y eso también pasa factura. Es por ello que la copresentadora de Un Nuevo Día ha querido compartir los momentos menos agradables del entrenamiento donde además de sudar y sufrir de tanto esfuerzo, también ha llegado a marearse.

"Me he dado cuenta que día a día en mis entrenamientos ha sido un sube y baja de emociones y se me antojó compartirles mis caras, gritos y hasta mareos durante el proceso", escribió.

La feliz mamá de Alaïa se lo ha tomado muy en serio y no se salta ni una de sus citas con Yasmany, la persona encargada de hacer que ella y el bailarín se mantengan en plena forma.

Los resultados en ambos ya son notables. En el caso de Toni, la idea era aumentar masa muscular y el objetivo se está cumpliendo. El coreógrafo tiene más volumen y el reto está siendo un éxito. Lo mismo con Adamari. Poco dada a hacer ejercicio anteriormente, la presentadora entrena como la que más y su cuerpo ya empieza a notar los efectos.

Adaptarse a esta nueva forma de vida es un impacto grande y de ahí que le haya costado un poco más e incluso llegado a producir mareos tal y como muestran las imágenes. Día a día Adamari está fortaleciendo su metabolismo y cumpliendo el objetivo inicial de llevar una vida mucho más sana y equilibrada. ¡Felicidades por ello!