Anuncio
Amber Vinson
Credit: Akron Public Schools

Una de las dos enfermeras del hospital de Dallas que contrajeron el virus del ébola ha superado la enfermedad y se encuentra en proceso de recuperación.

A través de un comunicado, la familia de Amber Vinson dijo que está recobrando las fuerzas y el espíritu tras unas semanas muy difíciles.

“Amber y la familia están encantados de recibir la buena noticia sobre su estado de salud”, dijo la madre de Vinson, Debra Berry. “Todos estamos al tanto de que es necesario que Amber se someta a más tratamiento mientras sigue recobrando sus fuerzas, pero estas últimas noticias indican que nuestras oraciones han sido escuchadas y que ya estamos a un paso de que se reúna con la familia en casa”.

La familia y amigos de la enfermera se molestaron cuando se insinuó que Vinson, quien se ofreció a cuidar a Thomas Eric Duncan, el primer paciente diagnosticado con ébola en los Estados Unidos, había cometido una imprudencia al haber subido a un avión.

Sin embargo, Vinson había obtenido el visto bueno del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) antes de tomar el vuelo.

“Se infectó por su dedicación. Todos deberíamos aplaudirla por su valentía”, dijo una amistad de Vinson, Emilia Sykes, a People.

Por otra parte, la colega de Vinson que también contrajo el virus cuidando de Duncan, Nina Pham, sigue ingresada en el Instituto Nacional de Salud de Bethesda, Maryland. Los médicos que la atienden anunciaron el pasado martes que su condición ha pasado de favorable a buena.