María Celeste Arrarás habla de su decisión de dejar el Noticiero Telemundo para dedicar más tiempo a sus hijos adolescentes y seguir de lleno con sus labores en Al Rojo Vivo.

By Lena Hansen
October 29, 2016 12:55 AM
Instagram/mariacelestearraras

María Celeste Arrarás admite que tuvo un despertar cuando su hijo Julián, de 18 años, se fue a estudiar a la universidad hace unos meses.

Entonces se dio cuenta de lo rápido que pasa el tiempo y sintió la necesidad de gozar cada minuto con sus hijos Adrián, de 17 años, y Lara, de 16, quienes aún viven con ella en casa en Miami. 

“En esta etapa que son adolescentes no puedo estar ausente”, afirmó la periodista puertorriqueña, quien dejará de copresentar el Noticiero Telemundo para dedicarse de lleno a sus funciones como directora editorial y presentadora de Al rojo vivo (Telemundo). “Voy a estar con las manos llenas pero no a un nivel que no puedo atender a mis hijos”.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Según Arrarás, ahora que sus retoños están camino a la adultez es cuando más necesitan su guía. “En esta etapa no es como cuando eran chiquitos, que tú sales y los puedes dejar con tu mamá o con una niñera y regresas y todo está bien. No, aquí hay que estar pendiente de que ellos están montándose en carros con los amigos, saliendo a fiestas. Hay un tipo de supervisión más delicada que tiene que estar bien presente”.

La presentadora ahora podrá acompañarlos más a sus actividades. “Mi hija juega voleibol y muchas veces tiene práctica en las noches. Yo estaba con responsabilidades del Noticiero que se presentaban a última hora viendo a ver cómo yo lograba que alguien fuera a buscar a Lara si el papá no podía”, contó. “Es hacer malabares y un estrés innecesario para todos”.

Advertisement


EDIT POST